Nuestros hogares siempre deben estar respaldados por un buen sistema de calefacción para aquellas temporadas de invierno que suelen ser tan frías. Pueden encontrarse múltiples opciones en el mercado para solventar esta problemática. Por este motivo, te indicamos cuales son las mejores opciones que se adaptan a cada tipo de espacio de nuestra casa.

Aspectos a considerar para elegir el mejor sistema de calefacción

La elección del sistema de calefacción ideal, puede resultar un trabajo algo complejo si no se tiene idea de las funcionalidades de cada modelo. Uno de los principales aspectos que tienes que tener presentes al instante de adquirir un sistema de calefacción, es el tamaño de la casa y la cantidad de personas con las que vivas.

Asimismo, se tiene que considerar el rango de precios que mejor se adapte a tus necesidades. Existen modelos económicos y bastante funcionales que puede resultarte una buena alternativa. Además, es importante que este sistema no sea perjudicial para el medioambiente. Debes tomar en cuenta todas estas consideraciones para optar por la el mejor sistema de calefacción para tu hogar. 

Tipos de calefacción más utilizados en la casa

Conocer las particularidades de cada sistema de calefacción es sumamente importante para que decidas la mejor opción que se adapte a tus necesidades. En el siguiente apartado, te indicamos los tipos de calefacción que se emplean muy frecuentemente en los hogares actualmente:

Aire Acondicionado

Esta es una opción que se emplea frecuentemente en un espacio de la casa determinado. Tiene dos funcionalidades, ya que es capaz de calentar el hogar, así como de enfriarlo. Resulta una opción económica ya que el dispositivo puede hacer ambas cosas a la vez, por lo tanto, resulta ideal si el espacio de la casa es reducido.

Además, este sistema de calefacción cuenta con un termostato que sirve para mantener la temperatura en el punto exacto que el usuario lo requiera. De igual forma, es ideal si el ambiente de la casa no es tan frío durante gran parte del año.

Calefacción Eléctrica

Es bastante empleada en gran parte de los hogares y se pueden distinguir varios tipos, desde calderas individuales, suelo radiante, hasta radiadores. Sin embargo, las más empleadas son las calderas individuales que trabajan por medio de energía eléctrica.

Por este motivo, es pertinente que la calefacción eléctrica cuente con termostatos que permitan programar la calefacción en función de las necesidades de cada persona, de esta manera se ahorra significativamente en la factura eléctrica. Uno de los factores más resaltantes de este sistema es que no se corre el riesgo de fugas de gas que se puedan presentar mientras no estamos en casa.

Calefacción a gas

Podría decirse que es una buena alternativa, empleada por las personas que viven en un espacio grande, con múltiples habitaciones. Funciona por la combustión del gas en una caldera que hace que se aumente la temperatura dentro del hogar. Su precio resulta bastante rentable para algunos, porque el consumo es menor que el eléctrico.

La única desventaja es que no se está exento de que se presente algún tipo de fuga de gas dentro del hogar. Ya que funcionan con gas butano, lo que hace que el olor sea fuerte y resulte tóxico. Por ende, es conveniente contar con espacios ventilados dentro de la vivienda si se pretende hacer uso de esta opción.

Finalmente, cualquiera de estas opciones es factible para mantener nuestro hogar caliente, solo hay que tener en cuenta el presupuesto del que se disponga, como del espacio de la casa. De esta manera podemos adquirir el sistema de calefacción con el mejor rendimiento para que sea parte de nuestra casa.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre