Pacientes en diálisis.

Las prácticas corruptas de la multinacional Fresenius Medical Care llegaron también a España en un tema tan delicado como la diálisis. La empresa pagaba a médicos y funcionarios por información confidencial de ofertas de material y servicios de diálisis, así como por derivar pacientes a sus centros, según informa La Celosía.

Las malas prácticas también se utilizaron en algunos centros públicos

La Securities and Exchange Commission (SEC), organismo estadounidense que vigila la conducta de las empresas que cotizan en Bolsa, ha desvelado las prácticas corruptas de una de las líderes mundiales del negocio médico de diálisis, Fresenius Medical Care, cuyo  principal accionista, con el 31% del capital, es la multinacional Fresenius, propietaria de cerca de 50 hospitales en España, adquiridos al grupo Quirón por casi 6.000 millones de euros en 2016, con clínicas emblemáticas como la clínica barcelonesa Teknon o el madrileño Hospital Universitario Jiménez Díaz.

El informe de la  SEC detalla las prácticas corruptas realizadas en España. En algunas licitaciones públicas, que tuvieron lugar entre 2007 y 2014, la filial española de Fresenius Medical Care obtuvo información confidencial por parte de médicos y gerentes de la Sanidad Pública, quienes a cambio recibieron dinero, viajes, donaciones a proyectos de algunos de estos médicos y regalos, además de acuerdos de consultoría.

Así, La empresa consiguió que se modificaran algunas de las ofertas antes de que se hicieran públicas. Los médicos recibieron pagos de entre 16.000 y 187.000 dólares anuales por los servicios prestados.

A modo de ejemplo cita el informe una oferta en 2011 de un hospital público de Valencia, donde Fresenius Medical Care (FMC) le dio a un médico las especificaciones técnicas y propuso las puntuaciones para así ganar la licitación. El médico utilizó su cuenta de correo electrónico para el acuerdo con el que FMC ganó el concurso de 2 millones de dólares. El médico recibió 114.000 dólares, se supone que en negro, entre 2008 y 2011, en plena debacle de la Sanidad Pública. Algo más de 40.000 dólares fueron a parar a la fundación del hospital para costear los programas de instrucción del médico y su equipo. Entre 2012 y 2014 este mismo médico obtuvo 51.600 dólares de FMC, además de regalos y viajes patrocinados.

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorAdvirtiendo al personal
Artículo siguienteTània Balló: “Soy feminista de forma perpetua e incondicional”
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

2 Comentarios

  1. Esas prácticas las hizo Fresenius en toda España. Sin ir más lejos, en Andalucía se quedaron con la práctica totalidad del negocio de las clínicas de hemodiálisis a base de hacer socios o accionistas a los médicos y jefes de servicio de los hospitales más importantes. A cambio desde estos hospitales de referencia se enviaban a las clínicas a los pacientes, recibiendo a cambio un porcentaje por paciente, a parte de pagos por “asesoría”, alquileres de las citadas clínicas, etc, etc.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre