El presidente andaluz, Juan Manuel Moreno Bonilla, saluda a un niño en una reciente visita al municipio cordobés de La Rambla.

Tal y como hemos publicado en Diario16, Vox, a través de su portavoz en el Parlamento de Andalucía, criticó duramente al presidente Juan Manuel Moreno Bonilla por su participación en la Conferencia de Presidentes celebrada en el día de ayer y lanzó una “amenaza” clara: “La Junta debe ser consciente de que los desplantes a Vox tienen siempre un precio al que además se le están acumulando muchos intereses“. Estas palabras del partido que sostiene a la coalición entre el PP y Ciudadanos han hecho reaccionar a las dos formaciones que están coaligadas en el gobierno de Andalucía.

El Partido Popular andaluz, a través de su secretaria general, Loles López, ha dicho que el gobierno de Moreno Bonilla no va a permitir “que se perjudique de nuevo a Andalucía para que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, siga estando tranquilo en su sillón gracias a sus componendas políticas”.

Además, López, en referencia a la Conferencia de Presidentes, ha acusado al gobierno de Pedro Sánchez de falta de concreción, opacidad, y de repartir los fondos europeos a través de criterios subjetivos. Para la secretaria general del PP-A esos fondos deben ser repartidos en base a criterios como los niveles de paro, población y PIB, sin embargo, a entender de la dirigente popular, esa no es la intención del Gobierno, puesto que ha acusado a Sánchez de permitir que Euskadi “tenga un endeudamiento del 2,6% mientras que en Andalucía nos obliga al 0,2%.

Ciudadanos: ahora le toca a Sánchez cumplir con Andalucía

Por su parte, Sergio Romero, diputado de Ciudadanos en el Parlamento de Andalucía, ha atacado a Sánchez ya que, para el partido naranja, el presidente tuvo en la Conferencia de Presidentes “una gran oportunidad para marcar un antes y un después, para que fuera un punto de inflexión y hacer su parte, y lamentablemente no fue así”.

Además, el diputado por la provincia de Cádiz ha sido muy duro al afirmar que Pedro Sánchez aprovechó la Conferencia de Presidentes para manifestar “que él es el rey Sol, el Estado soy yo, el gobierno soy yo, el dinero lo reparto yo y hago lo que quiera con ese dinero y lo reparto en la forma que quiera”, terminando con acusar al presidente del Gobierno de que ha creado divisiones y categorías entre las comunidades autónomas haciendo referencia, nuevamente, a lo que la derecha interpreta como privilegios a Euskadi.

Esta reacción furibunda de los dos partidos del gobierno de Juanma Moreno Bonilla no es más que la consecuencia de las banderillas negras que Vox les puso, de las amenazas vertidas y, evidentemente, una nueva muestra de cómo quien, en realidad, está gobernando o, al menos, manejando a los gobernantes andaluces, es la extrema derecha.

Apúntate a nuestra newsletter

7 Comentarios

  1. Extrema izquierda fascista 100 %
    – ETA: 400 casos sin resolver y 650 sentencias sin culpables

    – La seña de identidad de la izquierda comunista son 100.000.000 de asesinatos de todas las edades y sexos a nivel mundial

  2. – En BILDU hay secuestradores, y en VOX secuestrados.

    – En PODEMOS hay asesinos, y en VOX familiares de asesinados.

    – En ERC hay golpistas encarcelados, y en VOX la acusación popular contra ellos.

  3. Extrema izquierda: PODEMOS + IU + MÁS MADRID (MÁS PAÍS) + ERC + CUP + BNG + EN MAREA + COMPROMÍS + BILDU + SORTU + AMAIUR + etcétera ..

    • Es curioso ver como el PSOE + PODEMOS y demás izquierda, apoyan, pactan y defienden a los partidos de derechas cuando son independentistas, como los partidos de extrema derecha independentista JuntsxCat + PNV

    • Solo tenemos que recordar algunos de los comentarios del supremacista Quim Torra (JuntsxCat) y al racista Sabino Arana (fundador del PNV)

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre