El PP se une a Ciudadanos para culpabilizar al ministro Grande Marlaska de los incidentes de la manifestación del Orgullo contra líderes de Cs.

 

En este sentido, la diputada popular Cuca Gamarra insta  a Grande-Marlaska a comparecer y rectificar sus manifestaciones porque “se ha equivocado y no debe entrar en ese juego”. “Rectificar es de sabios y está a tiempo de enmendar sus declaraciones”, de lo contrario debería dimitir, asegura.

Afirma que “la fiesta del Orgullo debe ser la fiesta del respeto, la pluralidad y la diversidad” y condena las agresiones sufridas por miembros de Ciudadanos Y recuerda a Fernando Grande-Marlaska que su obligación es “garantizar la seguridad de todos”  y “llamar a la moderación, a la calma, al respeto y a la convivencia”

Investidura

Por otra parte, Gamarra  subraya que Casado reiterará a Sánchez la posición del PP de no apoyar su investidura porque “somos la alternativa y lideramos la oposición desde la responsabilidad” y   explica que el PP tiende la mano a Sánchez para llegar a pactos de Estado pero el presidente del Gobierno en funciones “está en otro campo de juego” y tiene como “socios preferentes” a los independentistas, los populistas y Bildu

La diputada popular califica de negativala posible repetición de las elecciones generales e incide en que “es responsabilidad de Sánchez no llegar a un escenario que España no merece”

Artículo anteriorSobran gallinas en el corral
Artículo siguienteEl PSOE sube si hay elecciones y el PP evita el “sorpasso” con Cs
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre