domingo, 26junio, 2022
27.1 C
Seville

Pasa y sin embargo, no discurre

Joan Martí
Licenciado en filosofía por la Universidad de Barcelona. Máster en Dirección de empresa por la escuela industrial de Madrid Impartido por una empresa externa CONSULTORES ESPAÑOLES. 520 horas.
- Publicidad -

análisis

La izquierda alternativa andaluza después del 19J. Una lectura constructiva de los resultados

La izquierda alternativa andaluza debe separarse de los oportunistas y melodramáticos análisis que los partidos del sistema hacen de los resultados electorales. Tampoco debe...

Las grandes fortunas han aumentado su riqueza un 58% gracias al Covid-19

Desempleo, miedo, enfermedades mentales, confinamientos, bajadas salariales, pobreza sobrevenida, son algunas de las consecuencias que ha tenido la pandemia del Covid-19 para miles de...

Los jueces de Donald Trump, la Edad Media, el nazismo y el miedo a los derechos de las mujeres

La congresista Alexandria Ocasio-Cortez fue contundente tras conocerse la aberrante sentencia del Tribunal Supremo de los Estados Unidos y en pocas palabras resumió lo...

El triunfo de los nadies en Colombia

El triunfo de Gustavo Petro en las recientes elecciones presidenciales colombianas tiene múltiples aristas para su análisis y se posiciona como un vértice de...
- Publicidad -
- Publicidad-

Nuestro pasado no existe como algo fijado para siempre, sino como algo continuamente transformado por nuestros actos del presente que le confieren sentido o, por el contrario, se lo niegan. El movimiento hacia delante es indispensable para mantener nuestro equilibrio, pero para que este movimiento no sea ilusorio debemos confirmarlo con nuestro trabajo.

El tiempo, gran destructor, justifica nuestra desesperación y nuestra rebelión contra la estructura insensata e inmutable del mundo. Otra manera de proceder es aceptando nuestra suerte, precisamente porque es la condición misma, porque en nosotros el ángel y la bestia no pueden separarse. Si no estuviéramos condenados al tiempo y por lo tanto, a la destrucción gradual de la muerte, no seríamos humanos.

El presente es la única dimensión del tiempo que nos da una cita real con el mundo. Sólo en el presente y haciendo uso de nuestra libertad responsable, podemos intervenir en la realidad empírica del mundo tal como nos es dado; podemos actuar sobre él, transformarlo. Esto nos resulta imposible si se trata del pasado, no está ahí y el mundo futuro tampoco. Actuar sólo es posible ahora.

- Publicidad-

Son muchos los que saben exactamente lo que deberían haber hecho ayer o el último año, o lo que querrían hacer mañana o dentro de un año. Pero mientras dejen pasar el presente sin actuar no cambiará absolutamente nada en el mundo.

Debemos señalar que, contrariamente a lo que se dice a menudo, no vivimos el presente bajo la forma de un instante concreto. Sabemos que nuestro tiempo fluye y se esfuma porque en todo momento tenemos un pasado en tanto que hay algo que ya no tenemos. Sin embargo, no vivimos el presente como un transcurso concreto;  si así fuera, ya no tendríamos la posibilidad de comprender, pensar, expresar o realizar nada. Yo sería incapaz de enunciar una frase y ustedes no podrían comprender ninguna. No; vivimos el presente bajo la forma de una “pequeña duración” que, propiamente hablando, no transcurre,  que en cierto modo llevamos con nosotros a lo largo del tiempo, el encuentro del futuro. Pasa y sin embargo, no discurre.

Por ello este “tiempo de la naturaleza”, que es el tiempo de la ciencia, con su única relación “antes-después”, solo admite la relación causal y no una decisión libre, que se sitúa en un presente. De la superposición o más bien, de la fusión de dos tiempos esencialmente tan distintos, derivan la complejidad infinita y el carácter irreductiblemente problemático de la condición humana. El determinismo, que reina sobre la sucesión sin presente de los “antes” y los “después” en el tiempo natural, sigue siendo para el sujeto humano que actúa libremente “ahora”, una obligación restrictiva y, a la vez,  la condición de toda decisión acertada.

El hombre no es nunca completamente libre, nunca empieza del todo el juego; no conoce un primer comienzo ya que el tiempo del “antes” y del “después” está invariablemente allí. Con su causalidad apremiante. Pero sin esa causalidad el hombre no podría tomar ninguna decisión porque sería incapaz de prever sus consecuencias.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

¿VA A GANAR NADAL en WIMBLEDON?

"Tengo una bola de cristal y veo el futuro, pero si miro la bola media hora después el futuro a veces no es exactamente...

“Los hombres debemos comprender que la igualdad no significa reducir nuestra esfera de derechos sino ampliarla, y también los de los demás”

“Confieso que si algún mérito tiene este libro, no es otro que el recoger las reflexiones de un hombre machista como yo, sobre cuestiones...

SEO/BirdLife busca soluciones ante los conflictos entre aves piscívoras, sector pesquero y granjas acuícolas

Como los antiguos navegantes usaban los vientos alisios para surcar los mares en busca de las codiciadas especias y metales preciosos, algunas de las...

La izquierda alternativa andaluza después del 19J. Una lectura constructiva de los resultados

La izquierda alternativa andaluza debe separarse de los oportunistas y melodramáticos análisis que los partidos del sistema hacen de los resultados electorales. Tampoco debe...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Una candidata al Premio Princesa de Asturias de la Concordia pide ayuda a Pedro Sánchez para recuperar la custodia de sus hijas

La historia de Elena Ramallo bien podría inspirar un libro o una película. Esta madre, doctora en el ámbito del Derecho, investigadora, divulgadora académica...

Banco Popular: el Santander sí está devolviendo su dinero a los afectados de los PPI, un tema heredado de otra entidad

Entre los afectados por la resolución de Banco Popular hay cierta inquietud respecto a quién va a ser el responsable de devolverles el dinero...

Banco Popular: el mayor error de la sentencia del TGUE fue dar por hecho un inexistente riesgo a la «estabilidad del mercado financiero»

Según la sentencia del Tribunal General de la Unión Europea (TGUE), la resolución de Banco Popular "perseguía un objetivo de interés general: garantizar la...

Banco Popular: Calama consulta sobre si excluye la responsabilidad civil del Santander

José Luis Calama Teixeira, el juez de la Audiencia Nacional que instruye el Caso Banco Popular, ha dado traslado a las partes para que...

Empobrecer a sus trabajadores: el «secreto» de los altos directivos para hacerse multimillonarios

Mientras la inflación está quebrando las economías domésticas y los gobiernos se niegan a aplicar una subida salarial en base a la subida de...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

¿VA A GANAR NADAL en WIMBLEDON?

"Tengo una bola de cristal y veo el futuro, pero si miro la bola media hora después el futuro a veces no es exactamente...

“Los hombres debemos comprender que la igualdad no significa reducir nuestra esfera de derechos sino ampliarla, y también los de los demás”

“Confieso que si algún mérito tiene este libro, no es otro que el recoger las reflexiones de un hombre machista como yo, sobre cuestiones...

SEO/BirdLife busca soluciones ante los conflictos entre aves piscívoras, sector pesquero y granjas acuícolas

Como los antiguos navegantes usaban los vientos alisios para surcar los mares en busca de las codiciadas especias y metales preciosos, algunas de las...

La izquierda alternativa andaluza después del 19J. Una lectura constructiva de los resultados

La izquierda alternativa andaluza debe separarse de los oportunistas y melodramáticos análisis que los partidos del sistema hacen de los resultados electorales. Tampoco debe...