Todos los días por WhatsApp, por redes sociales o por correo electrónico,  llegan a nuestros dispositivos bulos que lo único que provocan es desconcierto y alarma social, algo que, precisamente ahora, es lo último que la sociedad española necesita y,  que deja al descubierto cuánta mente retorcida pretende aprovecharse de la buena fe de la mayoría. El último que ha llegado a la redacción de Diario16, vía WhatsApp, augura un negro futuro a España, una intervención por parte de la Unión Europea al país y un sinfín de penurias.

Comienza el falaz texto afirmando que el que lo envía lo ha recibido de “un eurodiputado del que obviamente no puedo decir su nombre” y a continuación enumera todos los desastres que se avecinan, aunque, advierte esta buena persona, no está en su ánimo “ni crear alarma ni mucho menos sentido catastrófico”, tiene su gracia.

Entre otras maravillas, el que ha escrito el mensaje  afirma que el citado eurodiputado -sin nombre, pero se ve que futurólogo- le ha advertido de una intervención a España por parte de la UE en tres meses -ni un día más, ni un día menos-;  de una crisis de Gobierno, debido al rescate,  que provocará la ruptura del pacto de PSOE y Unidas Podemos; que el Gobierno no quería la desescalada pero ha sido obligado por Europa a realizarla; que las pensiones se acaban (también da 3 meses); advierte de una bajada abrumadora de la natalidad y, no desperdicia el personaje la ocasión para afirmar que sabe, de buena tinta, que la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, se está recuperando de “ un covid muy duro”.

Así las cosas, con los ciudadanos confinados en sus casas y con tiempo para leer todo lo que les llega, los desaprensivos están disfrutando haciendo circular este tipo de mensajes por los móviles de toda España.

Lo que no se le escapa a nadie es el corte político que tiene el mensaje y,  que posiblemente el origen esté en alguna de esas mentes depravadas de la extrema derecha que quiere aprovechar una crisis sanitaria y ya económica para hacer su agosto entre los votantes.

Apúntate a nuestra newsletter

2 Comentarios

  1. Iba a darle credibilidad a este artículo hasta que leí «mentes depravadas de la extrema derecha». Ya se ve el sesgo político de la autora del artículo por lo que pierde toda la credibilidad y se pone a la altura del dicho «bulo».

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre