Oficina del Santander en Brasil. Foto: Facebook

Nueva sanción del Gobierno Federal de Brasil al Santander. Hay que recordar que, recientemente el banco cántabro fue condenado por un juzgado de Brasilia al pago de una indemnización de 274 millones de reales, 59,79 millones de euros, en concepto de daños y perjuicios por la comisión de un delito de intimidación a sus trabajadores. Según la sentencia, la entidad presidida por Ana Patricia Botín sometió a los empleados al cumplimiento de unos objetivos de producción abusivos, hecho que elevó la tasa de enfermedades nerviosas.

En esta ocasión la multa ha sido impuesta por la Secretaría Nacional del Consumidor, órgano dependiente del Ministerio de Justicia y Seguridad, a través del Departamento de Protección al Consumidor. El monto total de la sanción ha sido de 750.000 reales (160.881,75 euros).

La razón de esta sanción ha sido el envío de tarjetas de crédito a clientes sin el consentimiento de los mismos o sin que hubiera una solicitud previa. Según el órgano sancionador, esta acción del Santander es una práctica comercial abusiva que viola la libertad de elección y la autonomía del cliente a la hora de decidir si acepta o no el producto bancario, en este caso, una tarjeta de crédito.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

3 Comentarios

  1. La defraudadora de la lista Falciani es repugnante. Por muy buena salud que tenga en los próximos años, como máximo le quedarían unos 35 años de vida. Va a morir igualmente, la diferencia es la cantidad de gente que va a celebrar ese acontecimiento como algo muy positivo. Terminará pagando por su nauseabunda avaricia y por sus pecados.

    • Acabará en las Cuevas de Altamira, donde sus ancestros le quitaron a un labrador la autorías de su descubrimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 × 5 =