El grupo parlamentario de Más Madrid en la Asamblea ha anunciado este martes una batería de medidas cuyo objetivo es defender la sanidad pública madrileña del afán privatizador del Gobierno que preside Isabel Natividad Díaz Ayuso, del Partido Popular y Ciudadanos, apoyado por Vox.

Actualmente, la Fundación Jiménez Díaz cuesta un 40% más a los madrileños que, por ejemplo, el Hospital de La Paz

La primera iniciativa es una Proposición de Ley que busca equilibrar la financiación de los hospitales públicos para que todos la reciban en función de criterios objetivos, acabando así con “los hospitales de primera y de segunda” dentro del sistema de salud pública en la Comunidad de Madrid.

A decir verdad, el trato de favor no es con la Jiménez Díaz, es con todas las derivaciones a la privada, “una privatización encubierta del sistema sanitario madrileño”, nos han aclarado desde Mesa en defensa de la Sanidad Pública (MEDSAP) como ya contamos en Diario16.

La Proposición No de Ley para revisar el convenio de la Fundación Jiménez Díaz, (un hospital privado de la multinacional QuirónSalud) conocida como “la niña bonita de la privatización de la sanidad madrileña”, es un hospital de gestión público-privada cuya financiación se ha visto doblada por los diferentes gobiernos del Partido Popular en la Comunidad, mientras se congelaba la inversión en el resto de los hospitales públicos. Actualmente, la Fundación Jiménez Díaz cuesta un 40% más a los madrileños que, por ejemplo, el Hospital de La Paz.

El PP ha mantenido este modelo “haciendo trampas” con un convenio opaco y abusivo, con el que los madrileños pagan hasta 60 millones al año en sobrecostes. Sin embargo, una ley del propio exministro Montoro obliga al Gobierno de la Comunidad a rehacer el convenio de la Fundación y abre una oportunidad para poner fin a este despropósito lleno de trampas y conseguir que se adapte a los mismo criterios que el resto de los hospitales públicos de la región, acabando así con los pacientes de primera y de segunda.

Con esta medida se exige al Gobierno de Díaz Ayuso que, en primer lugar, cumpla con la ley que aprobó su propio partido, que no se privilegie a quienes pretenden hacer negocio con la sanidad pública y, por último, que rinda cuentas y de explicaciones de los sobrecostes y cláusulas abusivas de la Fundación Jiménez Díaz.

En caso de no cumplirse la Ley en el plazo establecido, Más Madrid iniciará todas las acciones legales pertinentes para que se rehaga en convenio o el contrato de la Fundación Jiménez Díaz acorde con la Ley.

La Marea Blanca desde su inicio en 2013 ya denunciaba que derivar a un paciente a la Fundación Jiménez Díaz costaba a la Comunidad un 40% más que tratarlo en La Paz que es público. En la Jiménez Díaz hay una parte del hospital público y otra privada y el sobre coste se produce cuando se derivan pacientes de la sanidad pública a QuirónSalud.

Un paciente derivado a la Fundación del Grupo QuirónSalud cuesta al Servicio Madrileño de Salud 7.000 Euros, mientras que el mismo paciente hospitalizado en el hospital público de La Paz, cuesta 5.000, según el indicador sanitario que se utiliza para facturar la asistencia por paciente hospitalizado.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre