Cerca de 37 millones de votantes eligen hoy a sus representantes en el Ayuntamiento y Europa y en 12 comunidades también sus líderes políticos autonómicos.

A excepción de Andalucía, Galicia, País Vasco y Cataluña, el resto celebran elecciones también en sus respectivas comunidades.

Los datos del INE demuestran que las elecciones municipales despiertan más interés que las europeas. Entre los nacionales de los 27 socios europeos los registrados para las elecciones locales superan en alrededor de 85.000 a los que tienen intención de votar en las europeas.

Tras una dura e insólita campaña llega el momento de los ciudadanos. A partir de las 10 de la noche podremos ir conociendo el resultado electoral y si la decisión de voto de los ciudadanos coincide con las pasadas elecciones generales del 28 de abril.

Autonomías

Madrid, Castilla y León, Canarias, Castilla-La Manccha, Murcia, Aragón, Islas Baleares, Extremadura, Asturias y Navarra tienen también comicios en sus respectivas comunidades autónomas.

Mientras que en las municipales la gran incógnita y la prueba de fuego para los grandes partidos es quién gobernará en el Ayuntamiento de Madrid, a nivel autonómico Madrid vuelve a ser una plaza fundamental para ambos bloques: el de la izquierda y la derecha. La otra plaza vital en estos comicios será el resultado autonómico en Castilla y León donde tras 32 años de gobierno del PP. De perder los populares uno de sus feudos más preciados, el candidato del PSOE Luis Tudanca tendrá opciones de gobernar con apoyo de Ciudadanos.

En las elecciones europeas están llamados a votar casi dos millones de ciudadanos más, una diferencia que se explica por los españoles residentes en el extranjero (el CERA), que no pueden elegir a sus representantes locales pero sí a los europeos.

Los resultados de las elecciones europeas no pueden comunicarse hasta que cierren los últimos colegios. Estos son los de Italia, que cierran a las 23:00h.

Urnas

Tres urnas. son 12 las autonomías que se juegan los gobiernos el próximo domingo junto con las dos comunidades autónomas: Aragón, Asturias, Baleares, Canarias, Cantabria, Extremadura, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Comunidad de Madrid, Región de Murcia, La Rioja, Navarra, Ceuta y Melilla.

El recuento comenzará con las europeas

Aquellos censados en algunas de estas comunidades que quieran votar el 26 de mayo tendrán tres urnas pues están llamados a votar al Parlamento europeo (elecciones europeas), a los ayuntamientos (elecciones municipales) y a los gobiernos autonómicos (elecciones autonómicas).

Dos urnas. Si el elector está censado en Galicia, País Vasco, Cataluña, Comunidad Valenciana o Andalucía -donde se celebraron con anticipación esas elecciones- se encontrará con dos urnas sobre la mesa: una para la elección de la lista al Parlamento europeo (elecciones europeas), otra para los candidatos a los ayuntamientos (elecciones municipales).

Cinco urnas. Destaca aquí la excepción de Canarias, que tras la entrada en vigor del nuevo Estatuto de Autonomía, el próximo domingo estrena un sistema de votación que hará que el elector reciba cinco sobres: elecciones europeas, ayuntamiento, Cabildo y Parlamento, que se divide en dos: lista insular (cada isla elige a su proporción de diputados regionales) y lista regional (se elige a nueve diputados al Parlamento regional independientemente de la isla donde se resida).

Cuatro urnas. Por su parte, los censados en las Islas Baleares tendrán la posibilidad de votar en cuatro urnas diferentes pues el 26-M se vota en esas islas al Parlamento balear, a los consellers insulares, a los ayuntamientos y al Parlamento europeo.

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorGobernar para el pueblo justifica una mayoría absoluta
Artículo siguiente«Los atajos no existen en el proceso hacia el éxito”
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre