Maradona, el juguete roto del fútbol

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, ha decretado tres días de duelo por la muerte de Diego Armando Maradona, fallecido ayer tarde (hora española) , a los 60 años. El país del legendario futbolista le llora con desconsuelo mientras el mundo del fútbol -que es como decir medio mundo- le dedica su más respetuoso recuerdo. Para el olvido queda el mal ejemplo de un mito que nunca supo perder. El juguete roto del fútbol no fue capaz de dejar las drogas y promulgó su rancio machismo a los cuatro vientos.

Maradona fue todo lo que un deportista no debe ser. No importa. Su habilitad con el balón le llevó a los más altos niveles de la gloria futbolera. Y su muerte nos acercará siempre más al mito que la hombre mal encarado, maleducado, malperdedor y bocazas.

Para la historia del fútbol, y eso sí es indiscutible, queda sus éxitos y su dominio del balón. De los fracasos, como suele ocurrir con todos los que se marchan, ya no hablará nadie, ni falta que hace. Aunque, sin duda, los mayores tuvieron lugar en su vida personal.

Éxitos en el campo

Maradona ganó, mientras se convertía en un mito, un Mundial de fútbol, dos ligas italianas, una copa de Europa, dos copas italianas, una supercopa italiana, una copa del Rey de España, una liga argentina y un Mundial juvenil. Y, mientras «El Pelusa» alcanzaba las más altas cuotas de la gloria, caía a la más profunda de las desesperanzas. Alguien le calificó como «un producto de la miseria de la que salió y que, tras volverse multimillonario, no supo gestionar».

No fue capaz de lidiar con la adulación y la idolatría de quienes le rodeaban y jamás le dieron un buen consejo. Pero, al mismo tiempo, mientras perdía protagonismo, no supo asumir la vida sin la gloria.

Historia familiar

La vida de Maradona siempre ha estado repleta de polémicas, y aunque siempre corrió en busca de la estabilidad emocional y familiar, lo cierto es que murió sin conseguirlo.

El Pelusa se casó en el 89 con su primera esposa Claudia Villafañe con la que tuvo dos hijas: Dalma y Giannina, quien ya convirtió a Maradona en abuelo de dos niños, Roma y Benjamín (hijo del Kun Agüero).

Años después de su reparación mantuvo una relación con Verónica Ojeda, con quien tuvo a Dieguito Fernando. Fuera de sus relaciones y matrimonios conocidos, Maradona tuvo dos hijos, Diego Jr y Jana, a quienes ya reconoció. Por otro lado tenemos a Santiago Lara y Magalí Gil, los últimos en aparecer y que reclaman un examen de ADN.Durante sus últimos años ha mantenido una relación con Rocío Oliva, de quien se separó en 2019.

Según las últimas informaciones, antes de morir, el exjugador mantenía una relación con Agustina Cosachov, su última pareja, según informa Antena3.

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorAyuso falta al respeto a la Enfermería
Artículo siguienteLa visita no deseada
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre