Foto Agustín Millán

La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, ha vuelto a incidir en que los votantes socialistas no deben dormirse en los laureles. Este es uno de los temores del PSOE: que se repitan los altos niveles de abstencionismo de los comicios en Andalucía del pasado mes de diciembre. «Aquí no sobra ningún voto», ha enfatizado en un acto electoral.

Valerio ha hecho hincapié en el hecho de que si hay muchos votantes progresistas el próximo domingo «hay posibilidades de obtener dos diputados y tres senadores», en referencia a la provincia de Guadalajara en la que es cabeza de lista.

Respecto a posibles pactos o alianzas post electorales, Valerio ha afirmado que no es el momento de hablar de eso y ha enfatizado que el PSOE se presenta a estas elecciones con el aval de haber hecho en diez meses mucho más por los derechos de las personas que el PP en los años en que ha gobernado. «Hemos demostrado que no son promesas, que son realidades. No nos planteamos ningún pacto porque el pacto lo queremos hacer con ciudadanía».

Un tema muy importante para la provincia por la que se presenta la ministra es la despoblación. Para luchar contra ella ha apostado por garantizar la calidad de los servicios de todo tipo y, por consiguiente, crear puestos de trabajo en sectores medioambientales o en el cuidado y limpieza de los montes, por citar algunos, además de hacer una apuesta fuerte por el sector primario y fomentar el emprendimiento en todos los niveles en ámbitos como, por ejemplo, el turismo rural.

 

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre