Foto: Agustín Millán.

Los taxistas ha salido a la calle de forma masiva , en pie de guerra contra el Ayuntamiento de Madrid para exigir que regule vía decreto una limitación del servicio ante la falta de demanda en la nueva normalidad.

Los taxista se quejan que la falta de turistas, ferias, congresos y la poca movilidad de los trabajadores, ha provocado una caída en sus ingresos del 80 por ciento.

La Federación Profesional del Taxi de Madrid y Élite Taxi convocaron la protesta desde los carriles centrales del Paseo de Recoletos, pasando por Plaza Colón, calle Goya, Serrano, Plaza de la Independencia, calle Alcalá y con final en la Plaza de Cibeles.

Los dos colectivos profesionales quieren visibilizar con esta protesta masiva su descontento con el Consistorio por no mantener la limitación de oferta con la entrada a la nueva normalidad en Madrid, una vez que ha decaído el estado de alarma.

“Con la nula afluencia de viajeros a las terminales aeroportuarias, ferroviarias y de autobuses, así como las limitaciones a la hora de ofrecer ofertas de ocio masivas, hacen que el colectivo se exponga innecesariamente a contraer y propagar las enfermedades que actualmente nos acechan, así como sobrecargar el espacio público de la ciudad de Madrid”, han afirmado en un comunicado conjunto.

También apuntaban al incremento de la contaminación “que supone que toda la flota preste servicio y que se fomenta una sobreoferta de vehículos que actualmente la demanda no precisa”.

Reuniones

La semana pasada se reunieron con el área de Medio Ambiente en la que reclamaron una regulación específica del sector para la nueva normalidad, algo que vienen demandando desde el mes de marzo.

Las dos asociaciones del taxi pusieron sobre la mesa que, “dada la urgencia de la situación, el Consistorio debería realizar, al amparo de los artículos 37.4 y 38 de la ordenanza municipal, un periodo transitorio y excepcional de limitación de oferta. BAJA DEMANDA”.

Jesús Fernández, vicepresidente de la Federación Profesional del Taxi, ha recordado que “el 70 por ciento del servicio que prestan está asociado al turismo, ocio, reuniones de negocio o aspectos relacionados con los estudios, pero ahora no hay turistas”.

Según la Federación Profesional del Taxi, “miles de taxistas aguardaban en la T-4 del aeropuerto de Barajas, en la estación de Atocha y en la T-1 del aeródromo madrileño esperando varias horas a dar servicio a clientes, sin contabilizar los coches en circulación o en paradas habilitadas en el casco urbano de Madrid”, y todo ello con un gasto en combustible y en horas no trabajadas, por la falta de una regulación del Ayuntamiento de Madrid, gobernado en coalición por el PP y Ciudadanos con el apoyo de la extrema derecha de VOX.

La mayoría del sector reclama “que se mantenga el límite de oferta de servicio”, algo que ya ha sucedido en la práctica totalidad del país. “Con un sistema del 50 por ciento como hasta ahora, se permitiría absorber la demanda actual y fomentar que el descanso sin exposición del resto de profesionales”, han señalado en el comunicado.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, afirmó el pasado viernes que el Gobierno municipal “no puede obligar a no trabajar a quien quiere hacerlo”, aunque esa no es la demanda de estos trabajadores y trabajadoras.

Borja Carabante, delegado de Medio Ambiente y Movilidad, afirmó que su gobierno  “sí está dispuesto a establecer que sea voluntario trabajar, ya que ahora están obligados a hacerlo 5 horas al día”.

También se han escudado en la regulación del Real Decreto del estado de alarma, por el taxi prestara el 40 por ciento del servicio durante los meses de marzo a mayo. Una vez finalizado este régimen excepcional, ·no existe recomendación sanitaria ministerial ni autonómica que establezca una reducción de la oferta en el transporte público”, han señalado.

Desde el área de Medio Ambiente y Movilidad afirman que es la Comunidad, con competencias en materia de transporte, la que tampoco ha limitado el número de vehículos que hay en la calle.  Y han insistido que los descansos de los profesionales del taxi vienen recogidos en la ordenanza y para cambiarlos habría que modificarla, algo que no se puede establecer vía decreto ya que sería “limitativo de derechos y cualquier taxista podría denunciar a la Corporación“.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. Lo siento por los taxistas y por todos,pero yo tenia un pequeño negocio y por falta de ventas tuve que cerrar y hechar a mi empleada.Hay que joderse.Mientras tenemos en el gobierno a una banda de ladrones y enchufados,tenemos que disfrutar de lo votado aunque sea mierda.Autonomias,ministerios,enchufados,ministros,enchufados por los ministros,….sobran la mayoria y encima hay quien les sigua apoyando.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre