Llega el verano: COVID-19, ¿cómo se comporta el virus en el agua?

Todo apunta a que durante el verano se relajarán las medidas de confinamiento. Estudios que apuntan a la incidencia del calor y los rayos del Sol para reducir la presencia del virus, así como el descenso de la curva que se confirma en España, son buenos indicadores que podrían encaminarnos hacia un verano más tranquilo en comparación con la «confinada primavera».

Sin embargo, hay muchas dudas respecto al comportamiento del virus en distintos contextos. Ahora que se sabe algo más sobre su permanencia en superficies y en el aire, queda pendiente saber qué ocurre con el virus en el agua.

Sergi Maicas, profesor titular del departamento de Microbiología de la Universiatat de València (UV) ha explicado para El Comercio qué ocurre cuando el COVID-19 entra en contacto con el agua.

Según Macías, bañarse en la playa «no debería ser un foco de contagio del coronavirus por el efecto de dilución que tiene el mar y los porcentajes de probabilidad deberían ser casi anecdóticos». Otra cosa es, apunta, «que la persona que está en la playa salude a otra dándole la mano, o se tumbe en la misma toalla que haya usado otro, y luego diga que se ha contagiado porque se ha bañado, cuando seguramente lo habrá hecho por estar en contacto físico con alguien infectado».

Por lo tanto, según el experto, «el problema no será que te bañes, sino que antes de entrar al agua ya podrías estar infectado».

Sin embargo, el experto también es prudente al explicar que, por el momento, nadie puede afirmar ni negar rotundamente si el hecho de bañarse en el mar o en la piscina es seguro. Por el momento, aún quedan incógnitas por resolver y lo más adecuado es tener siempre prudencia.

Dosis infectiva

La dosis infectiva significa que, si una persona está en la fase final o muy al principio de la enfermedad y se baña en el mar, «como se diluye es como si no hubiera nada». Pero añade: «Otra cosa es que una persona que está en la fase complicada de la enfermedad decide bañarse en su casa y después de hacerlo, para ahorrar agua, decide bañar a los niños con la misma agua. Todo depende de muchos factores», apunta.