La Junta de Andalucía evaluará las imágenes y todos los datos que lleguen sobre la corrida de toros celebrada ayer jueves en la plaza de El Puerto de Santa María (Cádiz), después de la difusión de fotografías y vídeos en los que se puede ver una elevada presencia de público y falta de distancia entre los espectadores, según informa Efe.

En una rueda de prensa este viernes en Cádiz, el consejero de Presidencia, Administraciones Públicas e Interior, Elías Bendodo, ha informado de que ha encargado a la delegada territorial de Cádiz, Ana Mestre, que evalúe si en esta corrida de toros se cumplieron las normas y ha asegurado que a la Junta “no le temblará el pulso con nada ni con nadie sobre el estricto cumplimiento de la normativa”.

La polémica estalló después de que haya tenido lugar una corrida de toros con motivo del 140 aniversario de la Real Plaza del Puerto de Santa María. Las redes sociales se han llenado de imágenes de algunos de los asistentes en los que se veía el lugar repleto de gente, sin apenas distancia social entre ellos.

Entre los presentes estaba la Diputada del PP en el Parlamento Europeo, Isabel Benjumea, que ha escrito en su Twitter: “¡Qué alegría poder volver a los toros! Y qué mejor manera que hacerlo en el 140 aniversario de la Real Plaza del Puerto de Santa María”.

Las instantáneas no han tardado en viralizarse, creando desconcierto y enfado a la mayoría de usuarios, que se preguntaban cómo era posible que estuviera prohibido ir a estadios y a conciertos multitudinarios pero, sin embargo, sí que estaba permitida la asistencia a los toros.

La polémica se produce mientras el líder ultraderechista, Santiago Abascal, posa en una fotografía junto a varios toreros en apoyo al sector taurino, que atraviesa por horas críticas a causa de la epidemia y cierre de espectáculos.

En la imagen se ve al dirigente ultra acompañando al torero Morante de la Puebla y a varios de sus compañeros. Una forma de apoyar a un sector, el de la tauromaquia, que según denuncia Abascal, “está perseguido por los totalitarios y abandonado por el Gobierno”.

“Siempre que puedo acompaño a mi amigo Morante. Pero este año era ineludible estar con todos ellos; banderilleros, picadores, subalternos, mozos de espadas, areneros… que están viviendo una auténtica ruina”, añade en su publicación de Instagram.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre