Pocos Argumentos le quedan al PP contra la gestión de la crisis por parte del Gobierno, ya que como reivindicaron durante el aislamiento son ahora los ejecutivos  autonómicos los que gestionan, con más o menos fortuna, la aparición de nuevos rebrotes en la etapa estival. Así culpan al aeropuerto de Barajas de todos sus males.

Ni fiestas nocturas, ni botellones ni explicación alguna de por qué son los jóvenes quienes sufren ahora los contagios al no mantener las mínimas medidas de distancia y seguridad.

Todo la culpa es de Barajas y del ministro de Transporte, José Luis Ábalos, quien ayer, con ironía, ante las críticas del número dos del PP afirmaba a Diario16 que “muy mal tienen que estar las cosas en Madrid para buscarse esa coartada”.

El ministro aclara también a nuestro medio que “Palma y Málaga, reciben más vuelos internacionales que Barajas”.

Los ataques

La presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, es el argumento que utiliza desde hace semanas, mientras el número dos de Génova en el PP, Teodoro García Egea, volvía ayer en rueda de prensa a seguir con este argumentando al asegurar  “que es un tren que ha dejado pasar el Ejecutivo” y considera “un grave problema” que no se hagan los controles necesarios a viajeros en los puestos de entrada en nuestro país.

Egea abogaba así por controles en los aeropuertos y las entradas en nuestro país “para evitar que el coronavirus limite la libertad y la seguridad de las personas”.

Critica que “el Gobierno solo tenga el confinamiento como alternativa” y apuesta por aplicar mecanismos de forma “ordenada y efectiva” como test masivos o testear a las personas en origen y destino”.

Hoy Murcia

Hoy le ha tocado al presidente de Murcia que apunta al ‘coladero’ de Barajas como origen de la expansión de contagios.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre