El escándalo se ha llevado por Navidad a uno de los cofundadores de Uber, Travis Kalanick, y quien mejor lanzó, desde su cabeza a la práctica, la idea de crear la empresa de servicios de transporte más grande del mundo que revolucionó la industria del taxi y desafió las regulaciones del sector en todo el mundo.

Los escándalos han acabado con su papel en la compañía debido a acusaciones de acosos sexual y bullying.

Su temperamento descarado le llevó también a involucrarse en una serie de escándalos que generaron quejas sobre su liderazgo. Esto ocasionó una revuelta entre los accionistas, quienes presionaron para echarlo de la compañía.

Las acciones de Uber han caído más del 30% desde que las pérdidas de la compañía se hicieron públicas. Kalanick ahora tiene 177 millones de dólares (unos 160 millones de euros) o 5,83 millones de acciones de Uber, según dicho documento.

La compañía también fue blanco de una investigación por parte del Departamento de Justicia de EE UU  por robar documentos sobre secretos comerciales relacionados con el coche autónomo.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre