Cada mujer, es UNICA, bella  y perfectamente imperfecta, como cada persona tenemos una forma, una silueta y una figura diferente con características propias resaltables.

A todas no nos sienta bien lo mismo y no nos sentimos igual con lo mismo, está claro, y es lo primero que debemos entender sin ningún tipo de complejo, con naturalidad.

Es un hecho, que al final lo que te pones se convierte en el decorado que le colocas a u cuerpo y  tu cuerpo no deja de ser una extensión de ti, una herramienta para expresarte, para comunicarte, para relacionarte.

También debemos entender, que las personas por defecto somos un motor en constante movimiento que genera sensaciones, emociones , lo que decimos, con qué actitud lo decimos, a quien se lo decimos, como vamos vestidos, si llevamos el pelo limpio, como olemos…

Todo genera sensaciones, todo genera emociones, y no hay asustarse… simplemente hay que normalizarlo, hay que  convivir con lo que somos.

La moda, lo que nos ponemos, es decir, como vestimos  provoca emociones y provoca sensaciones es un hecho natural.

Da la impresión que la tendencia de la moda nos ha llevado a pensar que cada mañana tenemos que disfrazar nuestro personaje para el día que nos espera.

Y realmente el vestirnos debería ser algo tan natural como el comer, elegir tu ropa y complementos, elegir los ingredientes del plato, y vestirte cocinar.

Puedes cocinar para ti sola, para unos amigos, para tu familia, para un cumpleaños…

Dependiendo del evento así organizas algo tan natural como el comer, así deberíamos organizar el vestirnos con naturalidad, sin obsesionarse, debe ser algo que forme parte de nuestros “quehaceres diarios..”

Hoy en día el abanico de posibilidades que ofrece el mercado de la moda en el mundo es infinito para que cada persona elija..

Diferentes talla, colores, formas, largos, cortos, noche, día.

Pero en algunos casos seguimos queriendo que las opciones se adecuen a nosotras, seguimos pidiendo peras al manzano…

Esperas que un look te haga quiera hacerte parecer un poco más alto o mas esbelto? ok podemos conseguirlo.

¿Mides metro cincuenta (como yo) y quieres medir metro ochenta? Contéstame tú….

Puede haber mercados que marquen tendencias y a los que haga falta «educar» para que no nos hagan enamorarnos de una imagen que jamás vamos a tener  , pero la elección final y por tanto la responsabilidad final de lo que llevamos y como lo llevamos es nuestra.

Al final hasta el más exitoso de los diseñadores  te dice que confiesa que cuando le va a hacer un vestido a una novia, esta no se va a sentir bella con ningún vestido si ella no está totalmente feliz con su decisión…

Al igual que un taxista te dice que el mismo recorrido con tráfico similar puede ser muy diferente si en el coche va solo, acompañado de alguien con prisa y mal humor o acompañado de alguien enamorado.

En la moda como en la vida debes sentirte bien para que te siente bien el look.

¿Tú qué quieres sentir?

Si vas a generar una emoción externa  con tu decorado hazlo coherente con tu actitud en la escena.

Elije tu ropa preguntándote que sientes cuando te la pones y te ves con ella y honestamente que sensación te provocas y  qué  emoción quieres generar con tu imagen.

Si quieres romper alguna norma hazlo convéncete y hazlo… pero se consciente, honesta, coherente y responsable con las emociones o sensaciones que pretendas generar o recibir.

La energía de las personas es lo que mueve el mundo y de lo que nos ponemos  unido a otros ingredientes parte la energía de lo que proyectamos.

La moda es una de tus formas de expresión, de comunicación, elige tu propio mensaje.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × 4 =