Sandro José Marín, administrador de Magrudis, atiende a policías municipales antes de que el Ayuntamiento precintara la fábrica el 30 de agosto, medio mes después de la primera alerta. Imagen: Telecinco.

La titular del Juzgado de Instrucción número 10 de Sevilla, Pilar Ordóñez, ha ordenado este martes el registro de varios inmuebles de los máximos responsables de la empresa cárnica Magrudis, entre ellas la nave industrial que tiene en el polígono industrial El Pino de Sevilla, donde fabricaba la carne mechada origen del foco de listeriosis que ha provocado al menos tres muertes, siete abortos y 216 enfermos desde el pasado mes de agosto.

Agentes de la UCO entran ahora, casi mes y medio después, en la nave origen del foco del brote de listeriosis

Diario16 adelantó en exclusiva el pasado 10 de septiembre una información clave que compromete la versión ofrecida desde un primer momento por los responsables de la empresa, ya que un laboratorio externo, Microal, había detectado listeria en febrero en una muestra llevada por el administrador de Magrudis, Sandro José Marín, para su análisis. Este positivo nunca fue comunicado por la empresa a los responsables sanitarios. Mientras tanto, la empresa continuó vendiendo presuntamente la carne contaminada hasta que el brote comenzó a llenar de afectados los hospitales de Sevilla y también del resto de Andalucía y otros puntos del país.

La operación iniciada por orden judicial este martes en la nave del polígono El Pino de Sevilla así como en la vivienda del gerente de la empresa cárnica, José Antonio Marín Ponce, en la cercana localidad de Dos Hermanas, pretende localizar supuestamente un local clandestino donde presuntamente los responsables de Magrudis almacenaban y comercializaban sin control sus productos.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

11 − cinco =