El prestigioso New York Times fue víctima de un gran ejercicio de marketing fraudulento, que propició que colocara como obra más vendida, un libro que no había sido capaz de colmar las ventas necesarias para copar el top de los más vendidos.

La obra titulada Handbook for mortals, fue escrito por la autora Lani Sarem y publicado por la editorial Geeknation. El libro que fue incluido en las listas de literatura juvenil, contaba la historia de una joven con superpoderes.

La sorpresa llegó cuando las cifras comerciales del título, en torno a las 18.000 copias vendidas, lo situaron como cabeza de serie literaria del periódico neoyorkino. Tal situación no pasó desapercibida para escritores y editores, que pusieron el grito en el cielo para demostrar que los réditos publicados, no encajaban con la realidad.

A la luz de las quejas esgrimidas por parte del colectivo literario, el afamado periódico tuvo que dar marcha atrás, propiciando que la joven escritora, no entendiera ni el cómo, ni el por qué, del embrollo, llegando a alegar que el medio se vio forzado por la presión mediática que se erigió sobre una escritora novel.

Y es que lejos de lo que podrían ser dos extremos opuestos, se acabó por demostrar qué la editorial era conocedora de las librerías que usaba New York Times para realizar sus listas, con lo que encargó varias remesas de ejemplares del libro, para que este pudiera elevarse en las listas de los más vendidos.

El escenario parece anquilosado a tiempos pasados en los que la informática no permitía conjugar una sección de productos vendidos, y por ende, una lista pública de estas obras. La estratagema en la que podría haber picado cualquier medio, resulta lejana en el ámbito nacional. Para evitar tales desvaríos los libreros españoles cuentan con una serie de requisitos automatizados e interconectados, que no dan pábulo a que semejante argucia pueda ocurrir, aunque como se demostró, nada es imposible.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre