El Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña ha intervenido, desde el comienzo del confinamiento hasta hoy, un total de ocho residencias de mayores por la gestión ante la crisis de COVID-19.

En algunos casos, la gestión se ha puesto en manos de empresas distintas a las que venían llevándolo a cabo, y en otras, a manos de la Generalitat.

Desde el 25 de marzo se inició este procedimiento, y hasta hoy han sido un total de 8 residencias las que han pasado a ser controladas directamente por el departamento de salud de la Generalitat.

Y es que, durante esta crisis sanitaria, también ha tenido que cambiar de manos la competencia política para el control de estas residencias: en un principio, era competencia de la Consejería de Trabajo y Asuntos Sociales, pero desde el 8 de abril, ha pasado a manos de la consejería de Salud.

La Fiscalía catalana investiga ya las muertes que se han producido en algunos de estos centros, concretamente, en los centros de Capellades y en Olesa, junto al brote de Igualada, donde se acumularon más de veinte personas fallecidas por COVID-19. Ya en el momento de abrirse esta investigación, desde algunos municipios se pedía auxilio a la Generalitat, como en el caso de Olesa, donde su alcalde, Miquel Riera, insistía en esta necesidad. El problema que tenían, principalmente, era de falta de personal para poder trabajar en la residencia. Contaba en el mes de marzo que 24 de sus trabajadores pidieron la baja laboral, y que al solicitar trabajadores al departamento de Asuntos Sociales, les enviaron un listado de 18 personas, y solamente uno quiso ir a trabajar al centro.

Las residencias intervenidas por la Generalitat son las siguientes:

Residencia Sant Adrià: en Sant Adrià del Besòs, donde ha habido 36 víctimas mortales.

Residencia Ballús, en Valls, donde han fallecido 15 personas, y hay 37 positivos (3 de ellos de trabajadores)

Residencia Prat, en Tona (Osona), donde toda la plantilla de trabajadores está infectada.

Residencia Marvi Park, en Barcelona, donde se han reportado 5 fallecimientos

Residencia Virgen de la Salud, casa reposo de Vilanova del Vallès

Residencia Ullastrell, en Ullastrell, donde ha habido 12 fallecidos.

Residencia la Nostrallar dels Pallaresos, donde ha habido 13 muertes y 30 infectados confirmados.

Residencia Ca n’Amell de Premià de Mar, en el Mareseme

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre