La Federación Española de  Municipios y Provincias (FEMP), se ha sumado a la defensa de la Constitución, y a través de su presidente, Abel Caballero, ha señalado esta mañana que “de ningún modo, los Ayuntamientos pueden colocar urnas bajo un mandato ilegítimo”. Esta ha sido su respuesta ante la demanda por carta que han recibido los Alcaldes de Cataluña que enviaron desde el Ejecutivo autonómico. En esta misiva desde la Generalitat se indicó a los alcaldes “de cara a la celebración y en el marco de un régimen jurídico excepcional, los ayuntamientos ponen a disposición de la administración electoral del Govern lolocales de su titularidad que se utilizan habitualmente como centros de votación», si bien la Generalitat «puede determinar locales alternativos para hacer efectivo el derecho de voto de los electores«.

Caballero ha respondido que “si yo fuera Alcalde en Cataluña, de ninguna manera abriría mesas en mi Ayuntamiento, porque creo que va en contra de la democracia y de los ciudadanos”. Y ha añadido que se trata de “un proceso anticonstitucional, y los Ayuntamientos tienen que estar con la legalidad y defendiendo la ciudad”.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre