La presunta corrupción acaba con la carrera política del líder de Vox en Andalucía. Francisco Serrano deja el partido de la ultraderecha, pero mantiene el escaño tras la querella de la Fiscalía por presunto fraude de subvenciones.

El Ministerio Público ve indicios de fraude en una subvención de 2,5 millones de euros que recibió su empresa en 2016.

En su escrito de renuncia, que presentó ayer en el Registro del Parlamento, Serrano comunica que deja de formar parte del grupo de Vox en Andalucía y pasa a ser diputado no adscrito, por lo que mantendrá su acta de parlamentario.

La Fiscalía Superior de Andalucía presentó una querella este miércoles ante la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) al considerar que existen indicios de fraude en la subvención de 2,5 millones de euros que su empresa Bio Wood Niebla recibió del Gobierno en 2016.

En su escrito, el Ministerio Público señala que el delito está tipificado en el artículo 308 del Código Penal y la querella se formula ante el alto tribunal andaluz porque Serrano goza de la condición de aforado al ostentar el cargo de diputado del Parlamento autonómico.

Vox, por su parte, ha confirmado la recepción de la solicitud de Serrano en la que anunciaba su decisión de pasar al Grupo de No Adscritos y han anunciado que ha solicitado también su baja como afiliado.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. ¡¡Como puede un partido decente…..afiliar a esta «gente»(no queria hacer un pareado).¿Seran GENTUZA,como ellos,quienes les votan?.¡¡Las que habrá preparado ,este, actuando como juez¡¡(pobres raterillos,ladroncillos y gentuzilla, que hayan pasado por su martillo….salvo los amparados por su toga….Eso si,seguirá con su sueldazo de diputado(espero que,a partir de ahora,con menor protagonismo)

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre