domingo, 1agosto, 2021
21.7 C
Seville

La ciudad triste

El Capital ha alcanzado su límite

Francisco Silverahttp://www.quenosenada.blogspot.com.es
Escritor y profesor, licenciado en Filosofía por la Universidad de Sevilla y Doctor por la Universidad de Valladolid. He sido gestor cultural, lógicamente frustrado, y soy profesor funcionario de Enseñanza Secundaria, de Filosofía, hasta donde lo permitan los gobiernos actuales.
- Publicidad -

análisis

Homenaje a Antoni Benaiges, asesinado en 1936 por llevar a Burgos el modelo francés de “escuela avanzada”

Antoni Benaiges fue un maestro inquieto, comprometido y valiente, que llevó a un pueblecito de Burgos, Bañuelos de Bureba, las más avanzadas técnicas de...

Buen viaje Deliveroo, y que ustedes lo estafen bien

Deliveroo, la plataforma de reparto de comida a domicilio, planea irse de España. Pues que cierren la puerta al salir y buen viaje, como...

El Repaso del 30 de julio: información importante sobre contagios en personas vacunadas, vacunación a embarazadas y protección

Como cada día en El Repaso ponemos el foco en aquella información que consideramos ha de ser explicada y desarrollada. Hoy, especialmente ponemos el...

El caso Kitchen airea las vergüenzas de la Justicia española

El juez García Castellón ha dejado el caso Kitchen en nada. Es cierto que prosigue la investigación contra el ex ministro de Interior Jorge...
- Publicidad-

He paseado por el centro de una gran ciudad. El movimiento parecía ralentizado, la bulla y el ruido trasminaban tristeza. He pasado por montones de obras abandonadas, casas oscuras de interior incierto y muchos, muchos comercios cerrados o con inquietantes carteles informativos señalando el vacío y emplazando a citas previas. Era temprano, hora de cafés y desayunos: en los bares sólo clientes esquinados, apartados, silenciosos…

He preguntado a tenderos que me confirman que el centro está muerto. Y con una cierta resignación se autointerrogan “A ver cómo vamos a salir de esto”. Hace calor, probablemente eso va a contener algo a la enfermedad y el confinamiento obligado de los últimos meses empuja, en una especie de reacción desesperada, a salir a la gente más acostumbrada: jóvenes y familias de tarambanas esporádicos o por sistema. Muchas de las imprudencias tienen que ver con la diversión obligada que otorgan el alcohol y otras drogas; de fondo el sexo (con muchos fluidos por cierto), motor negado de un por ciento largo de nuestro ser.

El verano y su sensualidad va a ser un disfraz perfecto para esta caída en desgracia. Pasará. El paseo por la ciudad me ha devuelto la visión de la misma miseria que conocí hace décadas, la misma decadencia que la falta de horizonte deja caer sobre la actividad humana, limitada a una supervivencia sin esperanzas. El Madrid de la última crisis adquirió esa pátina de abandono y no la suelta, no quiero ni pensar cómo va a quedar tras esta nueva ruina.

Recordaba esas fantasías de la Guerra Fría con bombas que mataban sin explotar ni destruir nada, iba paseando atravesando una cortina de grisura que en la gran ciudad, en esa gran ciudad, sólo había conocido en barriadas prestas al derrumbe o en las memorias de una gran reestructuración que cambió su fisonomía dejando desiertas zonas inaccesibles.

- Publicidad-

Me pregunto si los defensores de la gentrificación constatarán cómo han matado la vida de las urbes, cómo el reventón económico no sólo acarrea ruina sino también la desolación de un parque cerrado y vacío… ésa es la imagen, una ciudad convertida en un parque vacío. Claro, la mayor parte de los negocios son servicios para turistas, si éstos no llegan: la actividad cesa porque no hay producción sino servicio. ¿Metáfora de toda la economía española? Huy, que se enfadan los empresarios.

Pasará el verano y su ansia de calle. No sé si el frío traerá nuevos confinamientos; empiezo a temer que sí, si no mucho antes. Veo mucha preocupación por ayudas, presupuestos, injusticias… en el fondo politiqueo corriente. Quizá deberíamos preocuparnos por el colapso, esto es, sin producción de riqueza ni una gestión correcta es posible que, de una u otra forma, estemos asistiendo a la agonía de nuestra forma de vida, al nacimiento de una nueva era. Es muy sencillo: no hay estructura para soportar y financiar el mundo que conocemos.

Hay mucho intelectual escribiendo sobre el presente aportando genialidades, quizá fuera más constructivo arriesgar y, aunque fuera equivocados, intentar predecir el futuro para tener herramientas con las que defendernos. En mi opinión el Capital ha alcanzado sus límites de desarrollo más o menos ecuánime: ya sólo le queda la explotación criminal como medio para sostener su sed de riqueza. La transformación del medio ambiente, la decrepitud de los servicios sociales, la Sanidad como mero amortiguador de catástrofes y la ruina de una Enseñanza convertida en lectura de subsistencia para la mayoría… nos conducen a un sociedad compuesta por una clase mayoritaria condenada a la semiesclavitud y otra muy minoritaria viviendo en una realidad alternativa de opulencia repugnante, construida sobre el aplastamiento literal de aquellos.

O reorganizamos el mundo, el planeta entero (y ésta podría ser ahora la única utilidad de la Unión Europea) con unos principios básicos de respeto a los Derechos Humanos; digo, o se impone la política grande a los Mercados o el conflicto, social, económico, bélico, será servido. ¿Dónde están las ideas? ¿En el Gobierno supuestamente de izquierdas o en Parlamento español repleto de carcundia carpetovetónica? ¿En  la prensa y las Universidades? ¿En la calle? Me avergüenzo, no estamos a la altura de los hechos.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Otro coliving es posible

La pasada semana, Ernesto del Valle, uno de mis socios en Xaudable tuiteaba "Todo lo que nos pasa en esta vida y merece la...

Juego sucio de Hamilton: sangre mañana

Se ha utilizado la ley para vulnerar su espíritu. Ha sido feo y sucio, y más feo y sucio todavía porque, repetimos, se ha...

Yolanda Díaz pretende lanzar una gran plataforma de izquierdas para plantar cara a la extrema derecha en las próximas elecciones

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, ha defendido esta misma semana "levantar un proyecto de país para la próxima década" desde "muchos espacios...

Doña Emilia, un valor seguro bajo la sombrilla

Cuando Agatha Christie aún ni siquiera se planteaba ser una novelista de obras policiacas, en España la rompedora Emilia Pardo Bazán ya había roto...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Otro coliving es posible

La pasada semana, Ernesto del Valle, uno de mis socios en Xaudable tuiteaba "Todo lo que nos pasa en esta vida y merece la...

Juego sucio de Hamilton: sangre mañana

Se ha utilizado la ley para vulnerar su espíritu. Ha sido feo y sucio, y más feo y sucio todavía porque, repetimos, se ha...

Yolanda Díaz pretende lanzar una gran plataforma de izquierdas para plantar cara a la extrema derecha en las próximas elecciones

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, ha defendido esta misma semana "levantar un proyecto de país para la próxima década" desde "muchos espacios...

Doña Emilia, un valor seguro bajo la sombrilla

Cuando Agatha Christie aún ni siquiera se planteaba ser una novelista de obras policiacas, en España la rompedora Emilia Pardo Bazán ya había roto...