Uno de los acontecimientos del año en España se celebra a sólo unos días de que se celebren las elecciones generales en las que las mujeres se juegan poder mantener las conquistas logradas y avanzar en la consecución de la igualdad real. Se trata del I Congreso Internacional de Justicia con Perspectiva de Género. A lo largo de todo el día de hoy y durante el viernes, varias decenas de juristas venidas de todo el mundo compartirán sus experiencias para llevar a las diferentes administraciones de Justicia hacia una perspectiva de género ya que, tal y como ha afirmado Adela Asúa Batarrica, Vicepresidenta emérita del Tribunal Constitucional de España y  catedrática de Derecho Penal: «La perspectiva de género permite que salga a la luz la conciencia de la gravedad de conductas de discriminación y violencia que han estado ahí durante siglos y que ha sido tolerado».

El congreso ha sido inaugurado por la secretaria de Estado de Igualdad, Soledad Murillo, quien ha afirmado en su intervención que «si se quiere cumplir con la Constitución, la Justicia es la única que garantiza que así se haga», para añadir que es necesario interpretar la Justicia para que cumpla «con el principio de imparcialidad y transparencia». Murillo, además, ha afirmado que «sin imparcialidad ni igualdad, no existe democracia. Hay que tener en cuenta la subordinación de las mujeres e investigar si se incumplen sus derechos fundamentales».

El evento congresual ha sido dividido en diferentes mesas formativas y paneles como, por ejemplo los llamados «Juzgando con perspectiva de género en la Jurisdicción penal»; «La impartición de justicia con perspectiva de género en la jurisdicción social»; «Justicia con perspectiva de género en la jurisdicción civil»; «Integración del principio de igualdad en la jurisdicción contencioso-administrativo»; «Justicia con perspectiva de género en la abogacía, fiscalía, forensía y otros estamentos de la justicia» y «Mujeres y menores sin refugio, con perspectiva de género».

Entre las participantes se encuentran, Cecilia Palomo, Catedrática del Poder Judicial en el Instituto de la Judicatura del Poder Judicial Federal, extensión Aguascalientes (México) y miembro del Consejo Editor de la revista Feminismo, Igualdad Real, quien participará en la jornada del día 26 en el panel dedicado a la educación en Justicia igualitaria. También es de destacar la presencia de la ex magistrada y abogada Elena Rábade, colaboradora de Diario16.

La catedrática mexicana Cecilia Palomo junto a otras profesionales de la Juticia que participan en el Congreso

La perspectiva de género debe ser aplicada en todos los procedimientos porque «tiene su sustento legal en la Constitución, la ley de Igualdad y la normativa laboral», ha afirmado María Luisa Segoviano, magistrada del Tribunal.

La elección de Madrid no puede ser casual, puesto que en los últimos tiempos España ha vivido cómo la perspectiva de género se ha olvidado en nuestros tribunales, hecho que ha posibilitado hechos tan bochornosos como la sentencia de La Manada.

También es fundamental que las mujeres juristas se unan, se asocien para luchar, no sólo por sus derechos, sino por saber mantener los de las demás con una Justicia que utilice la perspectiva de género a la hora de dictar las sentencias contra delitos que atenten contra los derechos de la mujer que, además, están reconocidos por la ONU. Así lo ha afirmado Susana Medina, vicepresidenta del Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos y presidenta de la Asociación de Mujeres Jueces de Argentina (AMJA): «El asociacionismo judicial de las juezas es producto de la conciencia de que las mujeres somos una fuerza poderosa de cambio… y estamos cambiando el mundo».

Otro tema que afecta a las mujeres de todo el mundo y contra el que el poder judicial debe luchar sin descanso es la brecha salarial, un problema que desde los poderes se pretende invisibilizar. La magistrada del Tribunal Constitucional de la República Checa, Katerina Simackova, ha afirmado que «La República Checa tiene la segunda brecha salarial más importante de la UE. Sin embargo, la desigualdad salarial se niega o naturaliza como algo normal».

Impactante ha sido la participación de juezas y magistradas de países como Yemen Libia o Jordania que han pedido ayuda a sus colegas del resto del mundo para su protección como juezas y para las mujeres de sus respectivos países.

Magistrada Dª Raoudha Bent Mohammed Ariki, presidenta de la Asociación de Mujeres Juezas de Yemen en un momento de su intervención

El Congreso se está celebrando en la Casa de la Moneda y cuenta con el apoyo de los ministerios de Presidencia y Exteriores, además de por el Instituto de la Mujer y el CGPJ. La implicación de las administraciones públicas en un evento de este tipo es fundamental porque es el único sistema para que el tercer poder de la democracia avance hacia una Justicia más igualitaria que tenga en cuenta la perspectiva de género, sobre todo en asuntos como la violencia machista, una lacra que afecta a todos los países del mundo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 × 1 =