SONY DSC

La Fiscalía de Nantucket (Massachusetts) ha desestimado este miércoles los cargos por una presunta agresión sexual que habría cometido el actor Kevin Spacey contra un joven de 18 años, también actor, en 2016.

Trece meses después de la presentación de la denuncia llegaban los cargos contra el protagonista de House of Cards. Según esta, la estrella de Hollywood habría invitado al joven de 18 años a alcohol –la edad mínima para beber es 21 años—, y después le animó a que le acompañara a su casa, donde se habría producido el acoso.

La noticia saltaba, además, en pleno empuje del movimiento #MeToo, tras la sentencia del actor Bill Cosby y la acusación contra el productor de Hollywood Harvey Weinstein. Comenzaron entonces a surgir nuevas acusaciones contra Spacey, que terminaron pintando al ganador de dos Oscar como un verdadero “depredador sexual”, según describieron varias personas que trabajaron con él en el rodaje de House of Cards.

El pasado 5 de julio el joven retiraba la demanda civil contra Spacey, de 59 años, pero mantenía la causa penal. Poco días antes, el actor defendió su inocencia en una comparecencia inesperada y su abogado solicitó al juez una copia de los datos del teléfono del denunciante, con la confianza de que podrían probar su inocencia. El denunciante alegó sin embargo haber perdido el móvil. Aunque los investigadores ya habían tenido acceso al terminal meses atrás, la defensa de Spacey insistió en que el joven había borrado fotos y textos “relevantes”, razón por la que solicitaban al juez una copia forense.

“El actor aún tiene que hacer frente a otras investigaciones y más de 30 denuncias por supuesta agresión sexual en Los Ángeles e Inglaterra.”

Fue entonces cuando el demandante invocó en el juicio su derecho a acogerse a la Quinta Enmienda, que ofrece la posibilidad de no declarar cuando el testimonio puede resultar autoincriminatorio. En consecuencia, ayer el fiscal del caso anunciaba su decisión de plantear un Nolle prosequi, un término legal que designa los casos en los que no se va a continuar con la persecución por la falta de disponibilidad del testigo.

Aunque la demanda ha sido desestimada “con prejuicio” y no se podrá volver a presentar, Spacey aún tiene que hacer frente a otras investigaciones y más de 30 denuncias por supuesta agresión sexual en Los Ángeles e Inglaterra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × cuatro =