La Justicia española investiga si el multimillonario ruso Mijaíl Fridman actuó a través de un «entramado societario criminal» para provocar la caída del precio de las acciones del grupo DIA y hacerse así con el control de la compañía a un menor coste. Así figura en un auto emitido por la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo y al que ha tenido acceso Efe.

Este no es el primer caso por el que se investiga a Fridman. El juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón acordó citar como investigado al empresario ruso este lunes en la causa que investiga supuestas irregularidades en la caída del grupo tecnológico ZED a petición de la Fiscalía Anticorrupción, que lo había solicitado por supuestos delitos contra el mercado, administración desleal e insolvencia punible.

El documento sobre DIA, alude a un informe policial que apunta que Fridman -hoy mayor accionista de DIA con el 69,76% de los títulos, tras lanzar una oferta pública de acciones (OPA)- es el máximo responsable de una trama que generó en la empresa «una situación de conflicto, provocó situaciones de bloqueo y falta de liquidez a corto plazo para que su cotización cayera».

En el auto se plantea que la estrategia apuntada pretendía mantener «una elevada tensión financiera» para que el precio de la acción siguiera bajo, hasta acabar lanzando una oferta de compra por la compañía una vez depreciada a través de la sociedad LetterOne.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

6 + dieciocho =