La mayoría de los padres, el domingo, se comportaron con responsabilidad, pero hubo un número importante en las grandes ciudades como Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla y otras en las que los padres se comportaron irresponsablemente convirtiendo plazas como la de Felipe II en Madrid, en un espacio con una aglomeración como si fuera un concierto, o playas con padres y niños bañándose, o no guardado las normas de seguridad y distancia, o la familia entera con bicicletas o haciendo grupos con otras personas. La Gran Vía de Murcia estuvo repleta de gente como en un domingo festivo. No se puede decir <<es que ayer era un día de prueba>> como han dicho algunos padres.

Y así podría seguir escribiendo las palabras de los padres responsables que oímos y vemos  en TV y leemos en las RRSS.

El problema es importante y si se sigue en esa tónica de irresponsabilidad puede producirse un rebrote de casos que agravaría la crisis sanitaria y consigo la económica; hasta el irresponsable Boris Johnson en Inglaterra después de pasar la enfermedad opina que la desescalada en UK tiene que ser muy lenta para evitar rebrotes y olas de nueva pandemia.

Es que los padres irresponsables no saben que los niños son los principales transmisores de enfermedades y en este caso del Coronavirus? El gobierno y sobre todo el Dr Simón lo ha señalado por activa, por pasiva y por perifrastica.

Me pregunto, dónde han estudiado? Es que no se les transmitió valores y solidaridad con las personas, educación en el más amplio sentido de la palabra? No me lo puedo creer.

Ayer la policía tuvo que seguir poniendo multas a todos esos padres irresponsables; cabe preguntarse qué educación dan a sus hijos esas personas? Dónde está la solidaridad? Dónde están las normas del Estado de Alarma? A lo mejor el gobierno tendrá que volver a recordar dichas normas, o suprimir dichas salidas, porque no han sido solo los padres irresponsables sino también aquellos y aquellas que han salido a la calle a bailar en las aceras y calles; no si ahora se dirá que han sido los inmigrantes. O aquellos en Ibiza que han hecho fiestas, barbacoas en chiringuitos, sean españoles o extranjeros, a los que la policía tuvo que ponerles multas y aplicarles las normas. Porque, señoras y señores españoles o extranjeros, la ley la cumplimos a rajatabla la mayoría de españoles confinados en nuestras casas, por tanto, las normas están para cumplirlas, pero para cumplirlas TODOS/AS.

No me sirve que los políticos de la oposición echen las culpas al gobierno de la irresponsabilidad de los irresponsables papás y de la mala información;  estos políticos de la oposición deben dejar de meter cizaña y sibilinamente transmitir a la sociedad rechazo hacia el gobierno, y tampoco me sirve salir en rueda de prensa pidiendo perdón a los niños. El hecho de estar confinados los niños en su casa no era un castigo sino por preservar su salud. La pandemia ha sido y es todavía muy grave; ojalá se acabe pronto y tengamos un rayo de esperanza y todos/as podamos disfrutar la calle, el campo, la playa con las normas que ponga el gobierno para que no rebrote la pandemia.

Personalmente  creo que se debería haber esperado como mínimo dos semanas más cuando realmente disminuya el número de muertos y de infectados con claridad y la curva de ambos esté igualada y nos digan los expertos médicos que los infectados prácticamente sea 0; teniendo en cuenta que los curados pueden transmitir el virus unos 15 días después, según los expertos médicos, por lo que habrá que poner unas normas claras para que no se produzca ningún rebrote, y esas normas, de obligado cumplimiento las tiene que dictar el gobierno y no las autonomías, y que se acabe la crítica malintencionada y que los ciudadanos nos comportemos como tales.

ÁNIMO A TODOS!!!VENCEREMOS!!!

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorCerrar el hospital de IFEMA, la penúltima irresponsabilidad de Díaz Ayuso
Artículo siguienteLa justicia de espaldas
Licenciado en Geografía e Historia (Sección Geografía) por la Universidad de Zaragoza. Agregado y Catedrático de Bachillerato. Desde 1982 imparte docencia como Profesor Tutor de Geografía en la Licenciatura y Grado de Historia, y en la Diplomatura de Turismo en el Centro Regional de Cartagena. Profesor Tutor telemático de Geografía en las mismas carreras. Sus líneas de investigación son Climatología, Medio Ambiente y Tercer Mundo. Entre sus libros figuran: "La estadística y las Representaciones gráficas aplicadas a la Geografía", "La Comarca del Campo de Cartagena. Dependencia climática y Biodiversidad. Retos y Realidades", "El Planeta tierra en peligro (Calentamiento Global, Cambio Climático, Soluciones)". Colaborador de revistas científicas de Geografía en Universidades españolas y en el Instituto Geográfico Vasco, en las que constan algunos artículos como: “La región geográfica”; “Las temperaturas del Campo de Cartagena 1940-1980”; “Aspectos de la Degradación del Medio Ambiente: su influencia en el clima”; “Aproximación al estudio de las corrientes oceánicas y su influencia en el clima. El fenómeno de la corriente de El Niño”; “Aproximación al estudio del Subdesarrollo, Globalización, pobreza y hambre en el mundo”; “Consideraciones en torno al impacto medioambiental de las Fuentes de Energía”; “El arte de conocer el tiempo”; “Precipitación, aridez, sequía y desertificación de la Comarca del Campo de Cartagena”. Ponente y coordinador de varios cursos organizados por el Centro Regional de la UNED de Cartagena. Ponente en el II Congreso sobre Etnoarqueología del Agua en el Campo de Cartagena con el artículo “Precipitaciones, sequía y agua del trasvase en el Campo de Cartagena”. Perteneció como miembro electo al Claustro del Centro Regional de la UNED en Cartagena. Dedicado a la docencia y a la investigación geográfica.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre