martes, 28junio, 2022
30.8 C
Seville

Hombres feministas

Los hombres siguen empeñados en ser protagonistas de todas las historias, incluso las del feminismo

Juan Miguel Garrido
Fundador de Hombres por la Igualdad de la Diputación de Sevilla
- Publicidad -

análisis

El Repaso del lunes 27 de junio

En El Repaso analizamos las principales portadas de los medios de comunicación, tanto nacionales como internacionales. En una hora, con El Repaso, tendrás una...

La Corte Penal Internacional corre serio riesgo de caer en la inoperancia por la pasividad de Estados Unidos

Estados Unidos debería reafirmar su apoyo a la justicia para las víctimas de graves crímenes internacionales en todo el mundo, señaló Human Rights Watch...

Pedro Sánchez tendrá que hacer público si tiene acciones en el Santander y otras empresas cotizadas

Lo mínimo que se espera de un presidente un gobierno democrático es la transparencia respecto a su patrimonio. Ahí se incluyen también los vehículos...

La izquierda alternativa andaluza después del 19J. Una lectura constructiva de los resultados

La izquierda alternativa andaluza debe separarse de los oportunistas y melodramáticos análisis que los partidos del sistema hacen de los resultados electorales. Tampoco debe...
- Publicidad -
- Publicidad-

Disforia que proviene del griego y es el antónimo de euforia, es como una emoción desagradable o molesta, tristeza, ansiedad, irritabilidad o inquietud.

Disforia es lo que siento ante la evidencia de que para lo bueno y para lo malo, los hombres seguimos empeñados en ser protagonistas de todas las historias, incluso la del feminismo. Siempre más preocupados en hablar de nosotros, que de lo realmente importante.

En la vida no siempre las cosas son como las pensamos, y aunque nos parezca raro, por ejemplo, la primera vez que se utilizó el termino feminista no fue para referirse a una mujer sino a los hombres. Fue en 1871, un médico francés en alusión a aquellos hombres que padecían de tuberculosis. Enfermedad que producía como síntoma secundario una feminización del cuerpo masculino, cejas y cabello fino, pestañas largas y afiladas, piel blanca y un contorno del cuerpo suave. 

La primera vez que se utilizó el termino feminista no fue para referirse a una mujer sino a los hombres. Fue en 1871, un médico francés en alusión a aquellos hombres que padecían de tuberculosis

Luego posteriormente se llamó “feministas” a aquellos hombres que sintonizaban y apoyaban las causas y luchas por la igualdad de las mujeres. Uno de los primeros hombres feministas, fue el filósofo John Stuart Mill, que en 1866 se convirtió en el primer diputado en pedir el voto femenino en el Parlamento británico.

El movimiento de hombres por la igualdad de género nace desde la comodidad del opresor, por la necesidad de dar respuesta al malestar de una masculinidad disidente, que no se siente a gusto del todo con el modelo tradicional de hombre.

El reconocimiento de nuestros privilegios masculinos, la necesidad de migrar en lo personal desde el machismo a posiciones más igualitarias, la construcción de nuevos ámbitos de libertad alejados de roles y estereotipos, son sus principales objetivos.

Los hombres “feministas” no somos mejores, peores, ni diferentes que los otros hombres, y tenemos los mismos o más defectos que ellos. Es lógico hemos sido educados en una cultura que nos otorga todos los beneficios, y se necesita mucha honestidad y honradez para un cambio sincero, que pueda ser percibido como tal por las mujeres y la sociedad.

La historia se escribe siempre desde el punto de vista de los vencedores. Y en el sistema sexo-género que gobierna el mundo es evidente quienes son los vencedores y quienes las vencidas. Por tanto, la historia que conocemos en todos los ámbitos, aspectos y circunstancias, es nuestra historia, la de los hombres, no la historia verdadera.

Por eso seguir hablando, escribiendo, siendo protagonista es más de lo de siempre, ser coherentes es otra cosa, dejar que sean ellas las que hablen y escriban la historia, ocuparnos de limpiar la taza del inodoro todos los sábados, no preguntar más “qué comemos hoy”, renunciar al trabajo en beneficio de nuestras parejas, disfrutar de más permisos vinculados a la conciliación que ellas, cuidar a las personas dependientes, es más complejo y exige de unos sacrificios y renuncias particulares para las que aún no estamos todos dispuestos o preparados.

Pensar que no somos violentos, pero al enfadarnos dar un golpe en la mesa, ser igualitario y sentarte mal que en público tú pareja destaque sobre ti, creer que eres un buen padre, y no tener ni idea del nombre de los tutores y tutoras de tus hijos e hijas en el colegio o instituto, ser contrario a la violencia de género, pero seguir ejerciendo nuestra coacción y crueldad sobre ellas, son algunas de las hipocresías y contradicciones que también tenemos los hombres igualitarios.

Decir que somos corresponsables es lo insignificante, serlo de verdad, es lo importante. Ponerte el delantal cada día, programar la lavadora, tender la ropa en la azotea sin miedos a miradas ni comentarios, salir con el carro de la compra por las calles de tú barrio, compatibilizar tú trabajo familiar y el laboral, hacen más por la igualdad y contra la violencia de género, que todos los discursos, artículos, libros o talleres que podamos realizar.

En definitiva, que aun siendo bueno que existamos, y cuántos más mejor, es nuestra obligación ser más honestos, y dejar de presumir ante el espejo de lo feminista que somos, porque a ser honrados, la imagen que el cristal nos devuelve no es para sacar pecho ni tirar cohetes.

Y todo esto a raíz de la lectura del artículo de June Fernández, “El maltratador políticamente correcto”, y de la reacción entonando el “mea culpa”, que muchos estamos teniendo.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

2 Comentarios

  1. Gracias por tu refleción, Juan Manuel.
    Me imagino que cunado hablas del «mea culpa» te refieres a las reflexiones que, como la tuya, están escritas en primera persona. Pero, por favor, preferiría que no utilizas ese término tan eclesiástico y con sabor tan judeo-cristiano.
    He compartido tu escrito en nuestro muro de Facebook, el de AHIGE, donde, como seguramente sabes, varios compañeros estamos reflexionando sobre nuestras violencias, a raíz del artículo de June.
    Si me permites, te diría que quizá todos y cada uno habláramos de cada uno de nosotros en primera persona del singular. Porque si lo personal es político, si hemos de hacer público el compromiso, éste ha de empezar en lo individual para poder ser luego colectivo.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
Advertisement
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

El gasto en pensiones contributivas se sitúa en el 11,8% del PIB

A 1 de junio, la nómina mensual de las prestaciones contributivas de la Seguridad Social ascendió a 10.832,2 millones de euros. El incremento interanual...

El miedo y las pérdidas (traducción)

Dolores llegó a la residencia llena de resistencias. No se quería quedar, decía que su hijo no la podía cuidar, y ella, lo tuvo...

Sevilla acoge este fin de semana el Mangafest Summer Edition 2022

El Manga Fest Summer Festival, uno de los festivales más esperados de la temporada, abrirá sus puertas durante los días 25 y 26 de...

LA ONU señala al mismo nivel a España y Marruecos como responsables directos de la masacre de Melilla

El Comité de la ONU sobre los Trabajadores Migrantes ha exigido a los gobiernos de Marruecos y España que investiguen sin dilación alguna las...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Banco Popular: el Santander podría provocar un cerco más estrecho contra Emilio Saracho y la JUR

El cerco sobre la responsabilidad de Emilio Saracho y de la Junta Única de Resolución se podría estrechar aún más por un movimiento de...

Banco Popular: las coacciones, amenazas y engaños que no quiere investigar la Audiencia Nacional

a frase de Saracho «o se declara la inviabilidad o ateneos a las consecuencias» resonó en varias ocasiones en las paredes de la Audiencia

Banco Popular: el acta de la inviabilidad infringió el Código del Registro Mercantil, pero la Audiencia Nacional no lo investigará

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ratificó la decisión del juez Calama de no investigar determinados hechos sucedidos en la reunión...

Más de la mitad de los padres han decidido no poner la pauta completa a sus hijos de la vacuna contra el Covid-19 en...

Los menores que han recibido la pauta completa de la vacuna contra el COVID-19 no llega al 50%.  Desde el Comité Asesor de Vacunas han...

Jeffrey Sachs responsable de la comisión COVID-19 en The Lancet: «Estoy bastante convencido de que el virus salió de un laboratorio de EEUU»

Jeffrey Sachs es profesor de Economía en la Universidad de Columbiaa, en EEUU, de reconocido prestigio a nivel internacional. Es director del Centro para...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

El gasto en pensiones contributivas se sitúa en el 11,8% del PIB

A 1 de junio, la nómina mensual de las prestaciones contributivas de la Seguridad Social ascendió a 10.832,2 millones de euros. El incremento interanual...

El miedo y las pérdidas (traducción)

Dolores llegó a la residencia llena de resistencias. No se quería quedar, decía que su hijo no la podía cuidar, y ella, lo tuvo...

Sevilla acoge este fin de semana el Mangafest Summer Edition 2022

El Manga Fest Summer Festival, uno de los festivales más esperados de la temporada, abrirá sus puertas durante los días 25 y 26 de...

LA ONU señala al mismo nivel a España y Marruecos como responsables directos de la masacre de Melilla

El Comité de la ONU sobre los Trabajadores Migrantes ha exigido a los gobiernos de Marruecos y España que investiguen sin dilación alguna las...