El Hospital 12 de Octubre ha conseguido demostrar que los supervivientes al virus Ébola poseen anticuerpos especiales que anulan su agresividad. Mediante la modificación de la envoltura del virus en el laboratorio, se podría inducir la creación de esos anticuerpos, que se convertirían en agentes extremadamente eficaces, capaces de neutralizar todas las variedades de virus Ébola conocidas.

Este tipo de anticuerpos, conocidos como ‘Unicornio’ por sus especiales propiedades y por la rareza en cuanto a número, habían sido identificados ya en clones creados en laboratorio, pero es la primera vez que se detectan en muestras reales de pacientes que han superado la infección y fueron seguidos en España.

Es un hallazgo del Servicio de Microbiología, que ha investigado muestras de tres pacientes infectados en la última epidemia y seguidos en nuestro país. Mediante esta técnica se podría erradicar no solo las variantes del Ébola de tipo Zaire, que corresponden a este último brote, sino también las variantes Sudán o Bundibugyo, tan peligrosas como la primera y que han estado diseminándose por África en las últimas décadas.

La mayoría de las vacunas funcionan por su capacidad de inducir la producción de anticuerpos que reconocen y neutralizan la envoltura que los virus tienen en su superficie. Este es el caso de algunas muy eficaces, como las de hepatitis B o sarampión. Sin embargo, en el caso del Ébola, VIH y Gripe uno de los inconvenientes es la variabilidad y capacidad de estos virus para esconder las zonas más vulnerables de su envoltura y evitar ser reconocidos y neutralizados por los anticuerpos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce + once =