La nueva alcaldesa de Almonte, Rocío del Mar Castellano, entra en la historia de la localidad por partida doble. Por una parte, ha conseguido con el menor número de concejales conocidos hasta la fecha –su grupo Mesa de Convergencia (MdC) logró 2 ediles– obtener la vara de mando del Consistorio. De otra, y quizás más importante, por haber formado el gobierno municipal con el mayor número de grupos –sumando para ello a 4 de los 5 que componen el Pleno Municipal actual–, con diferentes posturas ideológicas. La gran pregunta es ¿cómo es esto posible?.

En Almonte las elecciones han sido ganadas por Ilusiona, un partido creado ex professo para volver al poder por parte del que hasta 2011 fue Alcalde de la localidad (tras 20 años como máxima autoridad de forma ininterrumpida bajo las siglas del PSOE). Es necesario hablar de esta fecha, la de hace ocho años, porque es la clave que permite explicar por qué el sábado, siendo el partido más votado, no solo no logró ni un solo apoyo, sino que su candidato sirvió como elemento de unión del resto de partidos.

Entonces, hace dos legislaturas, fue IU el partido que, con 2 ediles, firmó un acuerdo de investidura con el PP para desplazar de la alcaldía a un PSOE que había quedado a nada de revalidar la mayoría absoluta. La firme convicción de que la gestión megalómana de dicho Alcalde había supuesto una importante merma económica para Almonte, se hizo más que palpable tras la realización de una autoría que arrojó: una deuda de 60 millones de euros; la más que posible comisión de un conjunto de irregularidades en firmas de convenios urbanísticos, concesiones y privatizaciones de servicios; así como adquisiciones de empresas en quiebra como la del campo de golf de Matalascañas.

La puesta en los juzgados de dichas irregularidades forzó la pérdida de la presidencia del PSOE y su posterior dimisión como concejal, ocupando su cargo la que en 2015 sería nombrada Alcaldesa. Fue precisamente en esa fecha, hace cuatro años, cuando el PSOE de nuevo en el poder tras la firma de un acuerdo de investidura entre éstos y MdC, dejaron caer todos los procesos penales y administrativos abiertos. De esta forma, “salvaron” la honra del partido y, de paso, la del que hasta hace nada había sido su líder.

El día a día de la gestión enfrentó, en apenas unos meses, a PSOE con MdC, quienes en menos de un año daba por roto el acuerdo de investidura. La tensión llegó a tal punto que en 2017 se planteó una posible moción de censura encabezada por MdC e IU (que sumaban 3 concejales), y que debía contar con el apoyo del PP (8). Entonces, el PP a nivel provincial desarticuló cualquier opción provocando la dimisión en bloque de los miembros del grupo.

Este desgaste no solo afecta al PP, sino que también se hace palpable en el PSOE que sufre la pérdida de apoyos por parte de unas bases que añoran tiempos pasados y, sobre todo, a la antigua figura que fue capaz de generar una extensa red clientelar que lo perpetuó en el poder. Con el objetivo de retomar el poder y, de paso, ajustar cuentas con sus antiguos “compañeros” de partido, el exalcalde crea Ilusiona y se planta en las elecciones de mayo de 2019 con serias opciones de ganar, como así lo hace.

Ante este panorama, el conjunto de partidos que obtiene representación en el Ayuntamiento –PSOE (6), PP (3), MdC (2) e IxH (1)–, y tras rechazar Ilusiona formar parte de un gobierno de concentración presidido por MdC, el resto de partidos inician una tanda de reuniones para evitar que el candidato del partido ganador tome para sí la vara de mando.

Finalmente, tras muchas horas de negociación y cada uno con sus respectivas razones (miedo a las represalias políticas o personales, enfrentamientos entre miembros del PSOE e Ilusiona, así como por oposición a sus modos de gestión), acuerdan una investidura de la candidata de MdC y la formación de un gobierno entre los cuatro partidos (a mediados de legislatura, en teoría, la presidencia pasará a PSOE).

La toma de posesión de Rocío del Mar se convierte, por desgracia, en un esperpento espectáculo (que superó al montado hace 8 por el PSOE contra IU por desbancar de la alcaldía a su candidato, ahora enemigo por concurrir bajo las siglas de Ilusiona), en el que se interrumpe mediante gritos, insultos y abucheos todo el proceso. A su vez, el líder de Ilusiona, en vez de pedir a los suyos mesura, insinúa que “el pueblo” lo está aclamando como alcalde y que el resto de partidos, y no sus miembros o él mismo, son los responsables de lo que está sucediendo en la calle.

Desde lo sucedido en 2011 hasta lo acontecido el sábado pasado, han transcurrido 8 años en los que la “incomprensible” postura de IU, dando la Alcaldía al PP para desbancar del poder a la gestión megalómana (fuertemente criticada por muchos sectores de la izquierda de la localidad); se ha convertido en un discurso defendido por todos los grupos políticos que han visto como lo frenado en 2011 podía volver a asentar sus bases en Almonte.

El frustrado alcaldable de Ilusiona argumenta, erróneamente, que este gobierno es fruto del odio hacia su persona. Más bien, este “modelo de gobierno a lo almonteño” es el resultado de una oposición en bloque a los gobiernos megalómanos que emplean los recursos naturales, económicos y a sus gentes para perpetuarse en el poder.

Lo interesante ahora es ver sí, por alguna de sus vertientes políticas, se estructura un proyecto político de largo recorrido capaz de poner freno a aquellos que quieren hacer del común un bien particular y, a su vez, desarrollar otro modelo de gestión y convivencia.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. Paisano Daniel, y exconcejal de IU que firmaste el Pacto con PP en 2011 como dices en tu artículo. La objetividad periodística pretendida en tu artículo cae por su propio peso, al no manifestar que tú fuiste uno de los protagonistas del Pacto en 2011. Y por otro lado, se desacredita tu artículo al olvidársete comentar (que sí lo haces para PP y PSOE) el coste de dicho pacto: Cual es la DESAPARICIÓN DE IU EN ALMONTE.
    Solo eso por ahora.
    Gracias por dejarme participar en Diario 16 y saludos.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre