Policía Local en la Plaza Mayor de Salamanca.

Desde que se presentase la primera denuncia por parte de Ganemos Salamanca, al posible grupo de actuación ilegal dentro de la Policía Local, conocido como Grupo Siete, se le complica la situación. Ahora Ganemos asegura que cree que dos de los policías llamados a declarar durante la investigación podrían haber falseado información en documentos públicos.

Según la información que presenta la agrupación Granate los partes policiales podrían estar revestidos del carácter de documentos públicos, por lo que faltar manifiestamente a la verdad en los mismos podría llegar a considerarse una conducta delictiva. En una comisión realizada el pasado 25 de enero de 2018, el grupo municipal Ciudadanos entregó dos partes policiales que recogían quejas hacia el concejal Gabriel De la Mora, de la agrupación Ganemos.

Las quejas de las que hablan los documentos entregados por la agrupación naranja hacen referencia a las preguntas que el concejal De la Mora realizó a los agentes investigados que forman parte del Grupo Siete. Para Ganemos ha quedado demostrado que las preguntas que los agentes atribuían a De la Mora nunca fueron realizadas, tal y como recogen el vídeo de la vista judicial y su transcripción; un material que ha sido entregado únicamente a los grupos municipales.

En la Comisión del 20 de marzo, PP y Ciudadanos citaron a declarar a varios agentes, entre ellos los que pusieron la queja presuntamente falsificada. No obstante, su comparecencia fue rechazada por el que fuese el jefe del grupo. Para la agrupación municipal Ganemos las acusaciones de los agentes no tienen fundamento; según la formación granate “el edil De la Mora mostró, en su labor de letrado, una actitud apropiada y respetuosa en todo momento, lo que desmonta las acusaciones de los agentes”.

Ahora Ganemos Salamanca ha pedido la inmediata celebración de la comparecencia de todos los agentes citados en la Comisión de Investigación del Grupo SIETE de la Policía Local, y también el ex-subinspector de la unidad. Al mismo tiempo, exige responsabilidad política, y en concreto: “explicaciones y en su caso, disculpas y rectificación pública”, a los grupos de PP y Ciudadanos por “ocultar información, intentar desprestigiar la imagen del concejal de Ganemos, Gabriel de la Mora, y retrasar los trabajos de la comisión”.

Además, el grupo granate ha solicitado la apertura de un expediente disciplinario contra los agentes, “con el fin de que se solvente la cuestión respetando sus derechos”. Aseguran que podrían existir indicios de comisión de un delito muy grave de falsificación de documentos públicos, con penas de prisión de tres a seis años, multa de seis a veinticuatro meses e inhabilitación especial por tiempo de dos a seis años.

Se complica así un caso que ya era complejo, en el que puede estar implicado también el alcalde de Salamanca, Fernández Mañueco. Un hombre que ya ha conseguido evitar la comparecencia de los agentes implicados en una ocasión, y que ahora está buscando que se le reconozca la condición de aforado, para así poder evitar el juicio como alcalde, y por el que está siendo investigado en relación al caso Lezo.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre