Es evidente que, con la llegada de Pablo Casado a la presidencia del Partido Popular, Gabriel Amat ha perdido peso específico en el PP Regional y Nacional. Nadie puede entender cómo Ramón Herrera de las Heras, el que fuera el mayor baluarte de José Añez, y que quito la Presidencia de la Diputación al propio Amat, ahora figure como número 4 a las listas del Parlamento Andaluz por el mismo partido al que desbancó y traicionó. El hecho ha tenido que producirse con el respaldo del alcalde de Roquetas de Mar puesto que éste es el máximo responsable del Comité Electoral del PP de Andalucía.

La incorporación de Ramón Herrera de las Heras a las listas de las elecciones andaluzas pone en peligro la estabilidad política del PP de Almería. Cabe recordar que el profesor fue el coordinador de campaña del enemigo público número uno de los populares almerienses, José Añez, mano derecha del que fuera alcalde de El Ejido, Juan Enciso, quien pactó con el PSOE —tras su escisión del PP y una vez constituido el Partido de Almería (PdeAL)— la Presidencia de la Diputación Provincial desbancando al «hermano mayor» de Javier Arenas: Gabriel Amat.

Herrera fue muy activo en su labor como coordinador de José Añez. Entre otras de las actividades realizadas en aras de buscar apoyos y adeptos a su candidato se encontraba las numerosísimas llamadas telefónicas que hacía para captar afines a la candidatura de Añez, o cómo acompañaba a esos afiliados hasta la misma mesa de las votaciones para garantizarse el voto, algo que deberían recordar muchos de los actuales cargos provinciales del PP.

El nuevo candidato al Parlamento de Andalucía ocupó distintas direcciones entre 2.003 y 2.005, cargos que dejaría para incorporarse como coordinador de campaña de José Añez. Una prueba más de su incondicional devoción por el enemigo del presidente Provincial: Gabriel Amat.

Pero las relaciones y/o vinculaciones de Herrera con el Pal, Añez y Enciso no se limitan a estos hechos, ya que el profesor es socio fundador del despacho jurídico Universitas Legis, entre los que se encuentra, también como fundador, Miguel Ángel Barrientos, sobrino de Juan Enciso.

Parece ser que el PP de Almería olvida demasiado pronto su memoria histórica y con el nombramiento de Herrera, el fantasma del pasado, se augura la apertura de una nueva brecha en la estructura orgánica del PP provincial que lo aboca a una más que posible reestructuración orgánica que afectará desde la Secretaría Provincial hasta la propia Presidencia del Partido. ¿Estará preparado para ello Javier Aureliano, actual secretario provincial del PP de Almería?

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre