domingo, 17octubre, 2021
29.2 C
Seville

Ferraz llama “oposición responsable” el pasteleo de Espadas con Moreno mientras Sánchez cierra las cuentas con UP y Casado guiña a Vox

El presidente de la Junta y el líder del PSOE andaluz mantienen la escenificación del idilio presupuestario mientras obvian que Andalucía encabeza la subida del paro en septiembre cuando ha bajado en casi todo el país

- Publicidad -

análisis

Sánchez fagocita al PSOE

Clausurado el 40 Congreso de Valencia, la pregunta del millón es: ¿qué PSOE sale de este evento histórico? Y como derivada de la cuestión...

Congreso del PSOE (de Pedro Sánchez), con mucha parafernalia

Pedro Sánchez había sentado las bases en el ultimo 39 Congreso Federal de junio del 2017 y ya para este 40, le ha dado...

Los pensionistas se echan a la calle contra Escrivá en medio de la fiesta valenciana del sanchismo

Miles de jubilados salieron ayer a las calles de Madrid para pedir la dimisión de Escrivá por su reforma de las pensiones. A los...

Mucha teoría política en el congreso del PSOE, pero el precio de la luz sigue por las nubes

Avanza el 40 Congreso del PSOE tras el fiestón del primer día. Pasada la jornada inaugural –donde primaron los abrazos, besos, reencuentros de viejos...
- Publicidad-

Pastelear, es decir, “contemporizar por miras interesadas” es traducido por el PSOE como “ejercer una oposición responsable”. Por eso, Ferraz ha otorgado su plácet a la política de acercamiento que estos días ha escenificado, para sorpresa de muchos en el propio partido, el líder de la oposición en Andalucía, el socialista Juan Espadas, con el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno Bonilla, en aras de lograr un acuerdo de Presupuestos autonómicos para 2022, los últimos de la legislatura, y de paso dejar en un rincón a Vox y por supuesto con el ceño fruncido a Ciudadanos, que no sabe aún como tomarse este acercamiento estratégico de PP y PSOE, si a broma o a cuerno quemado.

Hasta ahora, los tres primeros acuerdos presupuestarios del primer gobierno conservador en Andalucía se ha cerrado con la rúbrica de las dos fuerzas en el Gobierno autonómico, PP y Ciudadanos, y la de la ultraderecha de Vox, que en esta ocasión se ha desmarcado reclamando una y otra vez un adelanto electoral que Moreno Bonilla no está dispuesto a conceder para ganar tiempo en su consolidación como líder indiscutible del PP andaluz, al que se ha postulado de nuevo como candidato precisamente este lunes.

Andalucía no sólo es una de las cuatro donde sube el desempleo, sino que encabeza con diferencia este dato negativo

Este sorprendente clima de entendimiento en Andalucía entre dos fuerzas históricamente antagónicas choca frontalmente con la estrategia que el PP de Pablo Casado escenificó este pasado fin de semana en la plaza de toros de Valencia, con algo más que guiños, carantoñas en toda regla, a aquellos a los que no hace mucho les dijo sobre el estrado del parlamento: “hasta aquí hemos llegado”. Se ve que el adverbio demostrativo de lugar “aquí” es tan maleable como la política actual.

La particular escenificación de un discurso de aproximación entre populares y socialistas para un posible acuerdo presupuestario de las cuentas andaluzas de 2022 se está haciendo visible al unísono que los datos del desempleo de septiembre vuelven a retratar muy negativamente la constante realidad que vive esta comunidad en las últimas décadas, ya sea con gobiernos socialistas o ahora con el bipartito conservador de PP y Ciudadanos con el apoyo de la extrema derecha de Vox: el empleo sigue siendo estacional y tremendamente precario, como denuncian reiteradamente los agentes sociales.

El escandaloso paro estructural de Andalucía

Mientras Moreno Bonilla y Espadas mantienen su discurso de que el acuerdo de PP y PSOE a las cuentas autonómicas para el próximo año es “una buena noticia para Andalucía”, ni siquiera dedican unas palabras para valorar el gran problema histórico estructural de esta comunidad: el desempleo, precisamente cuando los datos oficiales del paro de septiembre, publicados este lunes, constatan que la comunidad no sólo es una de las cuatro únicas donde sube el desempleo, sino que Andalucía es la que encabeza con diferencia este dato negativo.

La imagen de moderación que el presidente andaluz intenta dar con estos virajes a una hipotética zona de influencia centrista que puede compartir con los socialistas también vio su reflejo en la reciente cumbre que el propio Moreno Bonilla y el presidente de la Comunitat Valenciana, el socialista Ximo Puig, celebraron en la sede de la Presidencia de la Junta de Andalucía, el Palacio de San Telmo, en Sevilla, con motivo de una renegociación de la política de financiación autonómica.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Un viaje inesperado

Cuando me topé con la novela Me llaman Big, del novelista y dramaturgo venezolano Víctor Vegas, publicada por Ediciones Huso, no podía imaginar el...

Pedro Sánchez claudica ante la socialdemocracia y se olvida del socialismo

Este año no ha resonado Guns and Roses, este Congreso del PSOE ha suavizado el tono musical, lo que es una muestra de cómo...

Ni artesanos ni artistas, somos periodistas

Acostumbrados a perder la mayoría de las luchas impulsadas desde la profesión periodística, el hecho de ganar una de ellas adquiere un valor especial...
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Un viaje inesperado

Cuando me topé con la novela Me llaman Big, del novelista y dramaturgo venezolano Víctor Vegas, publicada por Ediciones Huso, no podía imaginar el...

Pedro Sánchez claudica ante la socialdemocracia y se olvida del socialismo

Este año no ha resonado Guns and Roses, este Congreso del PSOE ha suavizado el tono musical, lo que es una muestra de cómo...

Ni artesanos ni artistas, somos periodistas

Acostumbrados a perder la mayoría de las luchas impulsadas desde la profesión periodística, el hecho de ganar una de ellas adquiere un valor especial...