-Que os den, tíos.

Bueno, no habrá sido exactamente así, con esas precisas palabras, probablemente todo mucho más educado, pero lo cierto es que el rollito ese de que era embajador de McLaren, gracias a lo cual se subió al MCL34 en los ensayos privados del Gran Premio de Bahreïn, ya no está en activo.

-La embajada para vuestros primos.

Tampoco lo habrá dicho así, claro. Es un caballero, los salvajes -fuera de la pista- somos nosotros.

Ha debido de pasar el ridículo que hicieron los de Woking en Indianápolis en el último intento, y también de que el actual jefe de la F1 de McLaren, Andreas Seidl, es muy colega del mayor rival de F.A., hablamos de Vettel, por supuestísimo. Ya se dijo en su momento que Seb podría recalar en la McLaren quitándole la silla al gran Carlos Sainz (vease artículo en el enlace que pegamos a continuación).

Vettel en McLaren en el puesto de Sainz en el 2021

Lo que está muy claro es que Alonso quiere volver a la F1, que tiene 39 años y no se siente viaje, ha visto a Carlos Sainz con 57 tacos en el Dakar y sabe que la voluntad en los hombres excepcionales puede ser más fuerte que el mismísimo tiempo.

Así que adiós a la embajada de McLaren… cuánto sufrimiento y desdichas le ha traído su pasión y amor por ese equipo.

¡Maravilla Alonso!

Tigre tigre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here