La virtualidad está sustituyendo a la realidad en todos los terrenos posibles: alumnos y profesores, reuniones de amigos, broncas que te echan desde el trabajo… pero ¿se podría hacer lo mismo con la F1?

Se está intentando. Amagos.

40 pilotos profesionales especialistas en iRacing compitieron ayer 25 de marzo de 2020 en el circuito de Cataluña, escenario de la primera victoria de “Mad Max” en la F1, y entre los mismos estaban el propio Verstappen y su buen amigo Lando Norris, así como pilotos de Fórmula E más o menos conocidos: Stoffel Vandoorne o Antonio Félix da Costa (que solo hizo figuración). Verstappen se hizo con la victoria: nueve segundos de diferencia en la primera manga y cuatro y medio en la segunda, mientras que Lando Norris sacó a un rival de la pista y fue descalificado en la primera manga, y en la segunda un fallo del servidor le impidió mantenerse conectado.

… suena aburrido y blando, no suena a F1; lo cual por otra parte es muy comprensible pues se trataba de bólidos -virtuales- GTE.

No parece que las carreras virtuales de coches tengan muchas posibilidades de amontonar a los espectadores ante las pantallas de sus esmarfons o esmartivis.

Demasiado amateur y poco emocionante, de momento, el desarrollo.

Y para que tuviese sentido tendrían que estar pilotando todos los pilotos oficiales. Aunque quien sabe… quizá se pueda hacer. Y si se hiciera: ¿se podrían añadir nuevos equipos? ¿Podría Alonso volver, virtualmente volver, y ganar el primer campeonato virtual de F1 desde que la categoría reina comenzó su andadura?

No sé como sabría, pero si Fernando Alonso volviera…. incluso en el sueño de la virtualidad, para nosotros la idea ya ganaría en atractivo y encanto.

Tigre tigre.

Por qué Fernando Alonso es el mejor piloto de todos los tiempos

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre