jueves, 11agosto, 2022
22 C
Seville

Entrevista a Nadiya Popel: «Ahora estamos despertando»

Santiago Díaz Barba
Santiago Díaz Barba
Naci en Sevilla, pero soy del lugar donde vivo, asi que desde hace 20 años Menorca se convirtió en mi paraíso residencial. Me dedico a muchas cosas, técnico de altura en espectáculos y conciertos, jardinería,....pero tengo mi parte activista desde hace mas de dos años. Como integrante, responsable y creador del colectivo Menorca Acción, llevo junto con algunos compañeros mas luchando por las medidas totalitarias cometidas en esta supuesta pandemia
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -
- Publicidad-

Nadiya Popel es una médico que se ha convertido en referente para muchos, no solo en el ámbito sanitario, por su valentía a la hora de defender los derechos de los pacientes. La doctora Popel ha sido perseguida por informar a los pacientes de los riesgos y peligros que asumirían al inyectarse las vacunas experimentales contra la covid. Por ello, fue sancionada y ha tenido que enfrentarse a un expediente disciplinario que la justicia ha tenido que paralizar.

Desde MAI hemos querido hablar con ella, conocer quién es esta mujer que se atrevió a dar el paso en momentos en los que, ser valiente y coherente, podía costarte tu lugar de trabajo.

Antes de empezar, creo que a mucha gente le gustaría saber un poco de tu vida, tus orígenes, inquietudes de joven, familia,…¿qué les puedes contar?

Nací en una familia no comunista. En Unión Soviética esto significaba una vida humilde. Mi madre era ingeniera civil y ganaba 100 rublos al mes. Por la escuela de música pagaba al mes 18 rublos por estudiar mi instrumento – acordeón de teclas y 5 rublos por instrumento de mi hermana – bandurria. Mi padre trabajaba como carpintero en la obra pública de día, y de tarde en la obra privada. La vida era en tonos blanco, negro y rojo, porque no se permitían otros colores. El país estaba cerrado en la frontera, también cerrado desde el extranjero a nivel de música, arte, literatura, idiomas.

Las personas desaparecían por expresar su opinión sobre la religión, política, después de las manifestaciones. La dictadura era muy fuerte.

Recuerdo especialmente el ataque nuclear de Chernóbil, cuando murieron millones de seres: policías, militares, civiles. Se produjeron malformaciones de niños. Se extinguieron plantas y animales en la zona de explosión.

Pero la gente resistió. Y ahora estoy aquí.

¿Cuál fue la razón por la que decidiste saltar el charco e ir a parar en Menorca?

Soñaba vivir en una isla soleada con las palmeras, plataneros, y poca gente. Me surgió oportunidad al aprobar el MIR y escogí Menorca.

¿Qué te hizo dar el paso para dedicarte a la medicina?

Desde los 14 años, después de ver una película, decidí que quería ser médico y como tenía buenas notas, pude aprobar el examen.

¿Cuál fue tu impresión cuando empezaste a trabajar como sanitaria?, ¿Era lo que te esperabas?

Cuando empecé a trabajar tuve que aprender muchas cosas. A nivel práctico sabía muy poco y los compañeros del hospital Mateu Orfila me enseñaron reducir hombros, hacer reanimación, tratar arritmias…. Todo era muy interesante. Pero empecé ver a la gente morir y no podía hacer nada. Y me empecé hacer las preguntas.

Hace dos años se nos vino encima un precedente histórico, que sin duda, a todos nos ha cambiado la vida, de una manera a otra. ¿Cómo lo has vivido tú?

Con el tema de Covid todos los protocolos de atención han cambiado. Solo se prestaba la atención a Covid. Y se ponía el diagnóstico de Covid para todas las enfermedades: infarto, ictus, colecistitis, cáncer…..

¿Cuándo decidiste no colaborar con estas medidas impuestas por el gobierno?

Realmente mi intención era dar la información a la gente para que no se inyectaran las vacunas Covid porque veía muchos efectos secundarios y empecé a divulgar mi experiencia.

¿Cómo fue el proceso desde que veías que algo no encajaba hasta que el hospital decide suspenderte de empleo y sueldo?

Después de primer artículo el 8 de abril la situación estaba muy tensa. Me llamaban mis superiores para la reunión y me decían que si seguía divulgando, iba a perder mi trabajo.

Después de este suceso. Has hecho varias cosas, no te has quedado quieta…

Después de suspenderme me dediqué a informar a la gente de efectos adversos, ficha técnica de las vacunas, medios alternativos de tratamiento. Fundé un grupo de Movimiento Asistencia Integral – MAI que atiende llamadas telefónicas y ayuda a la gente. Ahora tenemos muchos proyectos.

¿Te has sentido apoyada por la gente? ¿Qué valoración harías a la gente que ha estado a tu lado?

He conocido muy buena gente que me ha cuidado y ha ayudado en toda España.

Te admiten en el hospital. ¿Qué sentiste?, ¿Te lo creías? Y, ¿Tenías ganas o te daba grima volver al sitio donde te rechazaron de esta manera tan desagradable?

Me admiten en el hospital por orden del juez. De un lado sentí la alegría de que una jueza considere que puedo seguir trabajando hasta el juicio. No esperaba esta resolución.

La vida que llevaba, viajando y conociendo gente, era muy interesante. Aunque en el hospital creo que hay mucho trabajo de despertar y conocer la verdad.

Además del hospital Mateo Orfila, llevas entre manos un proyecto sobre asistencia alternativa. ¿Qué nos puedes contar sobre ello?

La Asistencia Alternativa consiste en aplicar las terapias novedosas, fitoterapia, usar ozonoterapia, las frecuencias Rife, realizar terapia emocional y energética.

¿Qué esperas de este proyecto?

Espero que el proyecto pueda ayudar a curar las enfermedades. También hemos publicado libro «Movimiento por el Cambio». Estamos elaborando los libros infantiles/ juveniles.

Queremos dar la información verídica.

Así, brevemente, ¿qué les dirías a la gente sobre lo que ha pasado y qué consejo darías en cuanto a salud?

Lo que ha pasado es que estábamos muy dormidos ante lo que pasaba en la sociedad y ahora estamos despertando.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

lo + leído