La variante sudafricana del COVID-19 ha sido detectada recientemente en ocho áreas distintas de Inglaterra, donde no se han encontrado vínculos entre las personas que la portan y Sudáfrica, lo que ha generado una labor rápida de rastreo para poder identificar el origen y su presencia.

Se han detectado casos en los distritos de Hertfordshire, Surrey, Kent, Walsall, Sefton y, en Londres, en Merton, Haringey y Ealing. Concretamente, dos personas en Surrey han dado positivo y no han tenido contacto alguno con ninguna persona de sudáfrica, aparentemente.

Desde el ministerio de Salud han señalado que es imprescindible trabajar para erradicar esta nueva variante, por lo que los recursos de rastreo se han puesto en marcha de forma intensiva en estas áreas. Se harán pruebas PCR a todas las personas adultas de estas áreas: los funcionarios públicos de sanidad acudirán puerta por puerta en estos distritos para hacer los cribados.

Se harán pruebas de cribado a más de 80.000 adultos, según ha publicado The Guardian, y las pruebas que den positivo serán secuenciadas para identificar la variante del virus.

Hasta ahora se han detectado 105 casos de esta variante sudafricana en Inglaterra, y la alerta ha surgido porque ya hay casos que afirman no tener ningún tipo de vínculo con sudáfrica, ni haber viajado ni haber tenido contacto con personas que lo hayan hecho, por lo que se trataría, probablemente, de infecciones de «segunda generación».

¿Qué se sabe sobre esta nueva variante sudafricana?

Los expertos dicen que la variante 501Y.V2 es más infecciosa y resistente a las vacunas, aunque no hay signos de que provoque una enfermedad más grave.

La variante sudafricana, como la nueva variante del Reino Unido, contiene una mutación conocida como N501Y que se cree que hace que el virus sea más contagioso que las variantes más antiguas. La variante sudafricana también contiene otras mutaciones preocupantes, incluidas E484K y K417N.

Los resultados de los ensayos hechos con la vacuna Novavax Covid apuntan a una eficacia del 95,6% contra el coronavirus original y del 85,6% contra la variante del Reino Unido. Respecto a la variante sudafricana la eficacia es del 60%.

Por el momento no hay indicios de que esta variante sudafricana provoque una enfermedad más grave o síntomas diferentes.

Se han encontrado casos de esta variante en Austria, Bélgica, Kenia, Emiratos Árabes Unidos y Japón.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre