Las terrazas de bares y restaurantes podrán en la primera fase de la desescalada llegar al 50% de su capacidad. Cede así el Gobierno, que en principio tenía previsto que solo fuera al 30% . El cambio ha tenido lugar ante el descontento generalizado de la hostelería.

Además, los mercados al aire libre tendrán un aforo de un 25%. Las celebraciones religiosos se podrán realizar con un máximo del 30% de ocupación.

Desde el Ministerio de Sanidad confirman a los medios los detalles de las fases de la desescalada:

  •          En la fase 0 se irán implementando medidas de apertura a partir de este lunes 4 de mayo, cuando se abren “pequeños resquicios” de la actividad económica. Se podrá ir con cita previa a pequeños establecimientos con atención individual de clientes. Por ejemplo, a cortar el pelo a una peluquería o a buscar comida a domicilio a un restaurante.
  •          En la fase 1, que comenzará el 11 de mayo para aquellas provincias que cumplan los requisitos, se permitirán las actividades sociales, como reuniones en casa, que hoy fuentes del Gobierno han explicado que serán de hasta 10 personas. También abrirán las terrazas –con un 50% de ocupación como máximo–, los hoteles y alojamientos turísticos (excluyendo zonas comunes), los lugares de culto y el sector agroalimentario y pesquero.
  •          En la fase 2, que se iniciará el 25 de mayo en las provincias que cumplan los requisitos, comenzará la apertura de restaurantes para el servicio de mesas –con limitación de aforo–, viajes a segundas residencias si están en la misma provincia, y apertura de cines y teatros con un tercio del aforo. Además, se permitirán actividades culturales con menos de 50 personas sentadas. Si son al aire libre, menos de 400 personas sentadas. También abrirán los centros educativos, pero solo para clases de refuerzo, cuidado de menores de seis años y selectividad.
  •          En la fase 3, que se iniciará el 8 de junio en aquellos territorios que cumplan los requisitos, se disminuirán las restricciones de aforo en restauración, pero con estricta separación entre el público. También se flexibilizará la movilidad general y se ampliará la ocupación de espacios, como el comercio, por ejemplo, hasta un 50% de su aforo. Las discotecas y bares nocturnos podrán abrir con un aforo máximo de un tercio del habitual. Y se podrá ir a las playas en condiciones de seguridad y distanciamiento.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre