domingo, 1agosto, 2021
21.7 C
Seville

El uso de Inteligencia Artificial en las empresas ha aumentado un 25% en el último año

El 58% de las compañías ha incorporado en 2019 al menos una capacidad de IA en un proceso o producto, frente al 47% en 2018

Eva Maldonado
Redactora en Diario16, Asesora de la Presidencia de la Conferencia Eurocentroamericana.
- Publicidad -

análisis

Homenaje a Antoni Benaiges, asesinado en 1936 por llevar a Burgos el modelo francés de “escuela avanzada”

Antoni Benaiges fue un maestro inquieto, comprometido y valiente, que llevó a un pueblecito de Burgos, Bañuelos de Bureba, las más avanzadas técnicas de...

Buen viaje Deliveroo, y que ustedes lo estafen bien

Deliveroo, la plataforma de reparto de comida a domicilio, planea irse de España. Pues que cierren la puerta al salir y buen viaje, como...

El Repaso del 30 de julio: información importante sobre contagios en personas vacunadas, vacunación a embarazadas y protección

Como cada día en El Repaso ponemos el foco en aquella información que consideramos ha de ser explicada y desarrollada. Hoy, especialmente ponemos el...

El caso Kitchen airea las vergüenzas de la Justicia española

El juez García Castellón ha dejado el caso Kitchen en nada. Es cierto que prosigue la investigación contra el ex ministro de Interior Jorge...
- Publicidad-

McKinsey & Company, firma líder en consultoría de gestión a nivel mundial, ha presentado las conclusiones de la nueva edición del informe sobre Inteligencia Artificial (IA) que analiza la implementación de esta tecnología en las compañías de todo el mundo durante el último año, así como la forma en que genera valor. Los resultados de la encuesta, que se realizó a un total de 2.360 participantes de distintas regiones, industrias, empresas, especialidades y poder adquisitivo con 33 preguntas sobre ejemplos de uso, demuestran que la adopción de la inteligencia artificial (IA) en las empresas continúa aumentando y generando considerables beneficios.

Según el informe, durante este año se ha producido un aumento del 25% en el uso de la IA respecto a 2018. Las compañías que incorporaron al menos una capacidad de IA en un proceso o producto han pasado de un 47% en 2018 a un 58% a lo largo del año 2019. Este incremento confirma la creciente expansión de esta tecnología en gran parte de los sectores de actividad, confirmando que se trata de un fenómeno generalizado. La mayoría de los ejecutivos cuyas compañías han adoptado la IA informa que esta ha proporcionado un aumento de ingresos en las áreas de negocio en las que se ha aplicado, y el 44 % afirma que la IA ha ayudado a reducir costes a su compañía. Además, el 30% de los encuestados informa que sus compañías utilizan la IA en productos o procesos de múltiples unidades o funciones internas, en comparación con el 21% de la encuesta del año anterior.

Un incremento en el conjunto de las industrias

Los resultados de la encuesta destacan que la IA está aportando un valor considerable al conjunto de sectores ya que, agregando todos los casos de uso, el 63% de los encuestados afirma que esta tecnología ha generado un aumento de ingresos en las unidades de negocio en las que se ha aplicado. El retail es el sector que ha vivido un mayor aumento, con un 60% de empresas que han incorporado al menos una capacidad de IA en una o más funciones o unidades de negocio, un incremento de 35 puntos porcentuales respecto a 2018. Además, la encuesta demuestra que la aplicación de capacidades de IA ayuda a las empresas a realizar funciones que generan valor en sus industrias. Por ejemplo, las compañías de bienes de consumo envasado están implementando capacidades de física robótica, que sirven para dar apoyo a las tareas de ensamblaje y, por su parte, las telecos están adoptando un mayor número de agentes virtuales para dar servicio a aplicaciones de atención al cliente.

A su vez, la encuesta indica que estas tendencias en la adopción de IA continuarán en el futuro próximo, ya que el 74% de los encuestados cuyas empresas han incorporado procesos de IA aseguran que sus organizaciones aumentarán su inversión durante los próximos tres años. De hecho, más de la mitad de estos encuestados prevé un aumento del 10% o más. Sin embargo, las empresas con un alto rendimiento cuentan con unos planes de inversión mucho mayores que los del resto, ya que el 30% de los encuestados de estas empresas afirman que sus organizaciones aumentarán su inversión en IA en un 50%, en comparación con el 9% de las demás empresas.

- Publicidad-

De acuerdo con investigaciones anteriores, son necesarias algunas prácticas para que la implementación de estas tecnologías pueda generar valor en una compañía. Para ello, es indispensable que los líderes de negocio, analytics y IT estén en sintonía sobre el potencial valor en juego que la IA puede proporcionar en cada dominio. Además, su aplicación requiere una inversión suficiente en talento (la importancia de la figura de translators), y asegurar que tanto el personal como los equipos técnicos cuenten con las habilidades necesarias para un crecimiento con éxito. En este sentido, el 72% de los encuestados de las empresas con un alto rendimiento afirma que la estrategia de IA de sus empresas está en línea con la estrategia corporativa.

El reto: pocas compañías se protegen frente a los riesgos de la IA

A pesar del amplio consenso sobre los potenciales riesgos que puede acarrear la IA (tales como violaciones de privacidad, sesgos no intencionados y otros resultados negativos), la encuesta muestra que pocas empresas detectan este tipo de peligros y, aún en menor medida, toman medidas para protegerse. Menos de la mitad de los encuestados (el 41%) responde que sus organizaciones identifican y priorizan sus riesgos de IA de manera integral. El informe destaca que la ciberseguridad y el cumplimiento normativo son los riesgos asociados a la IA considerados más relevantes.

La IA se encuentra en plena inmersión en la mayoría de los sectores, generando beneficios a las empresas y áreas de negocio donde se implementa y dando un paso más en su ascenso como tecnología clave. Si bien estos resultados muestran que algunas empresas con mayor rendimiento reportan un gran impacto, también sugieren ventanas de oportunidad para que, aquellas más rezagadas y en las primeras etapas de implementación, se pongan al día.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Otro coliving es posible

La pasada semana, Ernesto del Valle, uno de mis socios en Xaudable tuiteaba "Todo lo que nos pasa en esta vida y merece la...

Juego sucio de Hamilton: sangre mañana

Se ha utilizado la ley para vulnerar su espíritu. Ha sido feo y sucio, y más feo y sucio todavía porque, repetimos, se ha...

Yolanda Díaz pretende lanzar una gran plataforma de izquierdas para plantar cara a la extrema derecha en las próximas elecciones

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, ha defendido esta misma semana "levantar un proyecto de país para la próxima década" desde "muchos espacios...

Doña Emilia, un valor seguro bajo la sombrilla

Cuando Agatha Christie aún ni siquiera se planteaba ser una novelista de obras policiacas, en España la rompedora Emilia Pardo Bazán ya había roto...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Otro coliving es posible

La pasada semana, Ernesto del Valle, uno de mis socios en Xaudable tuiteaba "Todo lo que nos pasa en esta vida y merece la...

Juego sucio de Hamilton: sangre mañana

Se ha utilizado la ley para vulnerar su espíritu. Ha sido feo y sucio, y más feo y sucio todavía porque, repetimos, se ha...

Yolanda Díaz pretende lanzar una gran plataforma de izquierdas para plantar cara a la extrema derecha en las próximas elecciones

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, ha defendido esta misma semana "levantar un proyecto de país para la próxima década" desde "muchos espacios...

Doña Emilia, un valor seguro bajo la sombrilla

Cuando Agatha Christie aún ni siquiera se planteaba ser una novelista de obras policiacas, en España la rompedora Emilia Pardo Bazán ya había roto...