El negacionismo identitario con la violencia sobre la mujer del partido ultraderechista Vox, la tercera fuerza política del parlamento español, topa una vez más con los fríos pero contundentes datos estadísticos y desmonta sus machacona tesis sin fundamento contra la realidad de la violencia sobre la mujer. La memoria anual de la Fiscalía General del Estado correspondiente al pasado año, dada a conocer este lunes durante la apertura del Año Judicial, vuelve a evidenciar que las tan defendidas por los ultraderechistas denuncias falsas en los casos de violencia de género son, una vez más y año tras años, apenas anecdóticas.

Tanto es así que durante el pasado 2019 no se contabilizó ninguna condena por denuncia falsa en toda España. Y es más: en la década larga que va de 2009 hasta el pasado 2019, sólo el 0,0069% de las demandas interpuestas por violencia machista han sido condenatorias por denuncia falsa, es decir, un total de 121 casos del total de 1.557.190 denuncias por violencia machista interpuestas por mujeres entre los años 2009 y 2019.

Ninguna mujer fue condenada en 2019 por mentir en una denuncia contra su agresor machista, según la memoria anual de la Fiscalía

El pasado año, se han contabilizado un total de 168.057 denuncias por violencia de género. De ellas, sólo se han incoado siete causas por denuncia falsa, aunque ninguna de ellas ha llegado a condena, ya que se encuentran en trámite sin que por el momento se haya formulado el escrito de acusación. Otras 17 causas están aún pendientes de incoación.

Incluso en el supuesto de que todas las causas en tramitación por denuncia falsa, 168 en concreto, tuvieran un fallo judicial condenatorio, el porcentaje de casos cerrados y demostrados como denuncia falsa sería del 0,01% desde 2009 hasta 2019. Y a este palo ardiendo se sigue agarrando en pleno 2020 la extrema derecha española, que realiza incendiarios discursos parlamentarios en este sentido, como el protagonizado por su diputada y portavoz en el Congreso Macarena Olona.

Son, en general, datos por completo irrelevantes en la apabullante cifra de denuncias de agresiones machistas y de condenas, una evidente realidad constatada sin ningún género de discusión en la memoria anual de la Fiscalía y que desde la ultraderecha española se ningunean una vez más pese al supuesto aprecio que sienten por las altas instituciones del estado.

Dispensa a no declarar

A la irrelevancia de las denuncias falsas, a las que Vox le otorga una importancia desaforada sin fundamento alguno, la Fiscalía dedica un espacio especial de su memoria anual a analizar la figura de la dispensa. El Ministerio Público ya ha elevado una reclamación para modificar el decimonónico artículo 416 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal por el que una persona puede negarse a declarar contra el denunciado si le une algún parentesco familiar o es su cónyuge. Esto lleva a que un importante porcentaje de mujeres maltratadas rehúsa continuar el proceso judicial contra su pareja o ex pareja debido a diferentes motivos, entre ellos las presiones y otros tipos de componentes afectivos y de dependencia económica y familiar.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre