Uribe Vélez, el poder en la sombra.

Si hay algo que clasifica a este  líder latinoamericano dentro del populismo de extrema derecha es su enorme capacidad para generar información falsa, desde donde incluso ha llegado a atacar al mismísimo Joe Biden, actual presidente de los Estados Unidos.

Lo que verán a continuación son apenas algunos ejemplos del sin número de acciones de información falsa con las que arremete contra quienes considera pueden ser un obstáculo para sus objetivos económicos y de poder.

Estructura general de las mentiras:

Si hay algo claro en Colombia en este momento es la gran capacidad y la amplia estructura que tiene Álvaro Uribe Vélez para llenar el país con información falsa, a tal velocidad, que ha logrado aturdir a la ciudadanía mientras cumple con sus ambiciones.

Uribe miente básicamente desde tres perspectivas:

  1. Se inventa hechos.

Una de las características del lenguaje de este caudillo de derecha es que se concentra más en el efecto que desea generar que en expresar algo cierto o verdadero, es decir, con tal de lograr el resultado deseado, no importa si los hechos realmente han sucedido o sucederán. Atentados inexistentes, acciones bélicas que no surgen de ninguna parte o vínculos inexistentes pero que él muestra como realidades incuestionables.

  1. Tergiversa hechos.

La capacidad de mentir de Uribe la demuestra incluso interpretando hechos como exactamente lo contrario a lo que son o incluso con efectos inconexos que sus seguidores creen ciegamente, aunque a la luz de la razón sean abiertamente absurdos. El uso de cualquier situación aparentemente aislada termina teniendo un efecto que alimenta sus intereses.

  1. Fabrica hechos.

Sin duda uno de los actos más miserables y ruines de Uribe son los montajes, la construcción de hechos falsos para atacar incluso a las mismas instituciones de justicia.

Esta es la única acción de todas las que se le acusa, que lo ha privado de la libertad, al parecer por sobornar testigos para atacar a uno de sus opositores políticos.

CÓMO MIENTE URIBE?

Las formas de mentir de Uribe son amplísimas, aquí procuraré resumir las más comunes o las más conocidas.

La calumnia

Es definitivamente la más aplicada, desarrollada y conocida por parte del político colombiano, bajo este mecanismo han pasado prácticamente todos los sectores de la sociedad colombiana, enfocándose principalmente en representantes de la justicia, periodistas, opositores, profesores e incluso hasta representantes de organismos internacionales.

Mentir con cifras

Otro de los nefastos mecanismos de Uribe a la hora de construir información falsa es recurrir a cifras fuera de contexto, mal relacionadas o simplemente inventadas.

Y es que dentro de su discurso efectista no le interesa mucho si la información es cierta o falsa, lo que le interesa es que tenga el efecto deseado o que se ajuste a sus intereses, y es capaz de mentir sin el menor sonrojo, con decisión, determinación e incluso cierto aire de indignación si se le cuestiona.

Lo curioso es que para mentir con las cifras utiliza también un sin número de artilugios incluyendo la alteración del procedimiento para obtenerlas, de tal forma que al alterar el mecanismo de medición este arroje la cifra que le es conveniente.

Y puede hacerlo, la mentira será respaldada por su esquema de seguidores y copartidarios que asumen los mismos mecanismos para hacer que se repita desde múltiples frentes y la opinión pública termine creyendo que lo que dice es cierto.

Demagogia o doble discurso                                       

Uno más de los elementos que se le reconoce a Álvaro Uribe es su capacidad de generar discursos diametralmente opuestos a sus acciones, hablar para el sentimiento popular pero actuar para sus intereses personales, de allí que permanentemente sea calificado como “cínico” ante sus exposiciones escritas y orales.

Parte de estos mecanismos son sus eufemismos, construcciones floridas del lenguaje que generalmente ocultan acciones muy negativas o en ocasiones macabras. “buenos muchachos” para referirse a ladrones o “gente de bien” para hablar de narcotraficantes o paramilitares, de hecho su movimiento político de extrema derecha desde donde ataca principios democráticos se denomina “Centro Democrático”

Borrar también es mentir

Borrar archivos, testimonios y eliminar rastros de actividades es también una característica del movimiento que rodea a Uribe, todo ello con un único objetivo, esconder la verdad y replantear los elementos de la historia.

Clasificar la forma en que Álvaro Uribe miente es algo dispendioso y podría hacer parte de un documento de grandes magnitudes, aquí solo se ejemplifican algunas aunque quedan por fuera otras tantas como el Lenguaje de transmutación (Acusar a otros de lo que Uribe realmente hace), Negación (Negar incluso ante las pruebas más fehacientes algo que ha dicho o hecho), sus tan conocidas falacias (En todas sus formas y presentaciones) y claro, las cortinas de humo (por las cuales también es muy reconocido).

Cómo distribuye la información falsa?

La información de Uribe no sería nada sin su estructura de divulgación, este líder de extrema derecha latinoamericana cuenta con una amplia estructura desde donde le ha cambiado la perspectiva de la realidad al menos a 10 millones de colombianos.

El esquema de distribución de información falsa uribista incluye 6 partes a saber, Perfiles (Reales y bots), Sitios de noticias ideológicas (aparentes sitios de noticias a donde suben la información falsa para ser distribuida), Influenciadores y líderes de opinión (personas con una amplia presencia en redes para distribuir las “noticias” o respaldar con opiniones la información distribuida, así como periodistas y medios de comunicación que le dan un tinte de credibilidad a las estrategias de propaganda.

Grupos de investigación periodística se dieron a la tarea de identificar esta estructura de ataque contra varios sectores de la sociedad en donde se utilizaba información falsa, sus resultados fueron contundentes.

Al observar las cuentas identificadas se puede establecer que quienes las administran pertenecen básicamente a tres grupos, familiares de personas relacionadas con narcotráfico, familiares de miembros de la fuerza pública y personas cercanas a mafias de la corrupción.

Los sitios de noticias

El esquema de los sitios de noticias para distribuir información falsa es relativamente sencillo. Cada uno de los grupos o de las facciones tiene uno. Logran una gran cantidad de impactos en distribución porque son muchos sitios compartiéndola.

Además, mezclan información cierta, con ideológica (Hechos “interpretados”) y falsa. La idea es que con la información cierta se construya algo de confianza para discretamente ir distribuyendo la información falsa.

Los periodistas y los medios

Uno de los temas que sorprende en el uribismo es el esquema de periodistas y medios que participan en la distribución de esta información ideológica y falsa y que incluso hacen parte del diseño de estrategias para engañar a la opinión pública.

En este sentido será reiterativo encontrar nombres como el de Claudia Gurisatti, Hervin Hoyos, María Isabel Rueda y Salud Hernández Mora, esta última incluso mencionada en un sonado caso de espionaje y desprestigio contra la Corte Suprema de Justicia por parte de Álvaro Uribe. Hernández Mora aparece mencionada en las declaraciones de los agentes de inteligencia que aceptaron cargos  como una de las personas que se reunía con la cúpula de inteligencia para articular la estrategia de desprestigio contra los magistrados colombianos.

Así como hay periodistas al servicio del uribismo que construyen información falsa o participan en estrategias para crearlas, hay otros que articulan la información y la normalizan en los medios, lo cual también le hace el juego a la mentira pero de forma más discreta, ese es el caso de periodistas como Juan Lozano, José Manuel Acevedo y Luis Carlos Vélez.

Dos casos particulares en este tipo de periodismo han sido Ernesto Yamhure y Gustavo Rugeles, cuyos nombres preceden apelativos como “sicario moral” y un “matón a sueldo”, dado que su ejercicio involucra la instrumentalización de la información falsa para atacar a quien se interponga a los intereses de Uribe.

Han sido incluso acusados de ser instrumentos de los servicios de inteligencia articulados por el exmandatario para generar todo tipo de calumnias y vejaciones contra la ciudadanía en Colombia, o para servir de armas de opinión para las estrategias sus abogados personales a la hora de atacar las instituciones de justicia.

Para qué mentir?

Aparentemente y en primera instancia la estructura de información falsa de Uribe está enfocada en generar dos sentimientos, odio y miedo.

Sin embargo cuando se van desarrollando los casos es evidente una intencionalidad muy marcada para evadir la justicia.

De ahí en adelante, es notorio que sus campañas de odio buscan desprestigiar a quien se le atraviese. Ha hecho campañas contra jueces, contra testigos, contra periodistas y como en el caso de la calumnia, contra casi todos los sectores de la sociedad colombiana.

La estrategia para generar pánico en las calles, por ejemplo, durante las protestas ciudadanas del 22 de noviembre de 2019, conocida como “La noche del pánico” en Colombia, fue más que en evidencia, dirigida por su partido.

Al mejor estilo de una mente criminal, Uribe construye estrategias de información falsa para hacerle creer a la ciudadanía que la verdad no es cierta.

Como lo escuchan y leen, Álvaro Uribe no solo construye información falsa para convencer a la opinión pública de su país de alguna mentira, también lo hace para evitar que se le de credibilidad a la verdad.

Apúntate a nuestra newsletter

5 Comentarios

  1. Señor olano , su artículo carece de verdad , me preguntó , como un diario serio publicaría las sarta de mentiras que usted escribe, usa publicaciones de uribistas , para hacer ver cómo que Uribe dijo o hizo , pero sus artículo más describe a petro o a Gustavo bolivar que al mismo Uribe, le tengo que decir con la mayor de las penas que usted cómo periodista es un asco y como columnista una ramera, que más parece poner los caracteres de sus escritos al servicio de las ideologías de izquierda, que al de la verdad , verdad que es la mición de un buen periodista , según usted la verdad es un retazo de mentiras que ni a ipotesis alcanza, usted demuestra una clara intención de afectar el criterio de sus lectores posteando en un pasquín , pues no puede ser otro el nombre de el diario que publica un artículo sin controlar lo que hay se publica permitiendo , que basuras como usted desacrediten a líderes de derecha , que cuentan con el amor de un pueblo , que con su solo guiño, ponen presidentes , medio congreso, alcaldes y gobernadores sin contar con cientos de concejales ,diputados y ediles. Usted habla de quién usted no es digno ni de lamerle la suela del zapato , intentando hacer de esto un arte que a dado fama a lo largo y ancho del planeta a más de un pobre desgraciado carente de aprobación, » tirar piedra al árbol que más frutos da»
    Pena me da siquiera pensar que en la madre patria. Que tan en deuda está con el continente americano, permitan que pelmasos como usted , usen el periodismo como fortín de desprestigio , como el palito de atrofiar conciencias , y queda claro que este artículo no es más que su auto biografía como periodista , desde la cual se retrata usted, dándole a la gente un caldo literario de el mejor estiércol que sale de su corazón y plasma en caracteres que intentan desprestigiar a quien usted moriría por qué lo voltiara a mirar , pero que usted no es digno de recoger de el suelo un bello púbico que se le caiga.

    No siendo más me suscribo como un indignado que ni URIBISTA es pero que no soporto ver como usted habla de alguien que no conoce , indilgándole lo que el no hace pero que usted usa como estrategia para pretender captar lectores , con retweet de la oposición de el expresidente colombiano.

  2. He aqui una muestra señor periodista de como utilizan la replica para desinformar. El articulo es una semblanza casi que perfecta par definir a ese ser llamado Alvaro Uribe.

  3. Sin duda, la defensa expresada, confirma la descripción, pero ¿nos safaremos de semejante nefando? Dolor de patria. Criar esta clase de esperpentos.

  4. Este artículo lo hizo alguien sin ningún conocimiento real de la situación política social de Colombia escribió a petro o a piedad córdoba o a bolivar pero no a Uribe y eso que no soy uribista jjjjj pero está todo mal quien le paga a este periodista para inventar tantas mentiras y hacer daño con esta manipulación de artículo o más bien será que el periodista que escribió esto está en la nómina del narcotrafico farc o eln??? Debería ser investigado por trrrorismo de prensa y apresado por ignorante en política colombiana jjjjjjjjjjjjjjjjjjj

  5. Rocines defensores del matarife Álvaro Uribe Vélez, se encuentran por todo el globo terráqueo; con una libra de cocaína son complacidos, tan felices como las narices gringas y europeas que con el polvito que él muy diligentemente produce y exporta por toneladas, financia todo un ejercito de desinformación y matanza.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre