El magistrado al frente del caso Villarejo, Manuel García Castellón, oscurece la presentación del plan “España Puede” al pedir al Supremo la imputación de Pablo Iglesias e investigue si cometió delito de denuncia falsa y daños informáticos. Fuentes de Podemos trasladan a Diario16 que no dan crédito: “Hace unos días la Audiencia Nacional reclama a García Castellón que le devuelva la condición de perjudicado a Pablo Iglesias, y el juez responde pidiendo al Supremo que se le investigue”.

No parece casualidad que precisamente hoy mientras el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, arropado por todo el ejecutivo,  presenta el plan “España Puede” el magistrado pida la imputación de Iglesias.

Castellón, ha enviado una exposición razonada de 66 páginas al Supremo en la que pide que se investigue al vicepresidente segundo por su papel en la conocida como pieza Dina, que se basa en el robo de un móvil a la exasesora de Podemos, Dina Bousselham, y en cómo su contenido acabó en manos del comisario José Manuel Villarejo.

El magistrado también pide que se investigue a la propia Bousselham, a su marido Ricardo Sá Ferreira, al abogado de Podemos Raúl Carballedo, a la abogada Marta Flor Núñez y a la vicepresidenta tercera del Congreso y miembro de la formación morada, Gloria Elizo.

Apúntate a nuestra newsletter

6 Comentarios

  1. Muy bien por señor juez Garcia Castellon,que no se amedrente ante estos tipos que solo quieren hacer todo el mal al pais,y mucha culpa la tiene elpresi fraude por juntarse con comunistas y terroristas,que nopodia dormir si se juntaba con ellos.Pero la ambicion del poder no creo que le dure mucho a este fraude.Y a ver si hay jueces como Garci Castellon que se involucren en el caso Banco Popular para que devuelvan lo robado a sus autenticos dueños.

  2. El poder judicial es un poder central del Estado español. Mientras el Tribunal Supremo y el Constitucional no sean electos directamente por los ciudadanos; no podemos definir al Estado boubónico español como una democracia.

  3. El poder judicial es un poder central del Estado español. Mientras el Tribunal Supremo y el Constitucional no sean electos directamente por los ciudadanos; no podemos definir al Estado boubónico español como una democracia. Porque no puede ser que unos funcionarios que están en el puesto de jueces por unas oposiciones y no electos, puedan fijar lo que es democrático o no.

  4. Son efectos del «con ciudadanos no, con Podemos si». Lo están haciendo bien. Eso se nota por los arranques de filibusterismo. (Táctica que se emplea en las asambleas políticas u otros cuerpos deliberantes para retardar o impedir los acuerdos aprovechando cualquier oportunidad que ofrezca el procedimiento necesario para ello). Este personaje como no tiene oportunidad , la crea o intenta crear.Debería pagar su prevaricación. Se están poniendo nerviosos y ya no controlan sus nervios. Nos dejan ver su corrupción y sus maneras mafiosas.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre