sábado, 28enero, 2023
11.9 C
Seville

El juez del caso Kitchen imputa al ex jefe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal, José Luis Olivera

El inspector Manuel Morocho testificó que Olivera le ofreció destinos dorados para apartarlo del caso

Agustín Millán
Agustín Millánhttp://pompona22.wixsite.com/agustinmillan
Foto periodista especializado en manifestaciones y actos sindicales. Desde 2011 fotografiando la crisis más dura de la historia moderna. Responsable de redes sociales de la Cumbre Social España. Fotógrafo con 5 campañas electorales entre ellas la de Manuela Carmena y la de Enrique Santiago en IU Madrid.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -
- Publicidad-

El juez de la Audiencia Nacional, Manuel García-Castellón ha citado al ex jefe de la UDEF, José Luis Olivera para que declare como investigado el próximo 28 de junio. Está imputado en relación con el espionaje parapolicial que se habría organizado desde el Ministerio de Interior con fondos reservados contra el ex tesorero del PP, Luis Bárcenas. Tenían la intención de sustraerle la información comprometedora que pudiera tener del partido y sus dirigentes.

Este nuevo auto llega dos días después de tomar declaración al inspector Manuel Morocho, que ya había comparecido como testigo ante García-Castellón en esta causa. Este era quien dirigió la investigación sobre la ‘Gürtel’, relativo a los ‘papeles’ de Bárcenas.

Según el testimonio de Morocho, encargado de dirigir la investigación de la trama Gürtel, Olivera le presionó para que se apartase de sus pesquisas sobre la ‘caja B’ del PP, ofreciéndole diferentes destinos.

Intento de soborno

En su declaración, Morocho contó los ardides para tratar de modificar sus informes para que no señalaran a dirigentes del PP. Destalló incluso, los intentos de sobornarlo con su traslado a destinos mejor dotados económicamente, según fuentes jurídicas.

Agregado en Lisboa

Morocho manifestó que quien fuera jefe de la UDEF de la Policía Nacional, José Luis Olivera, le citó para proponerle “un nuevo destino como agregado de Interior en Lisboa, con un considerable incremento del sueldo”, con el objetivo de apartarle de la investigación de la Kitchen al Partido Popular.

El inspector Morocho llegó a desvelar que el propio Olivera recibió una llamada a su teléfono, que éste identificó como “el ministro Jorge Fernández Díaz.

El jefe de la UDEF respondió al teléfono con un “estamos en ello”. Después le trasladó a Morocho que “observará la importancia” que teníaque hasta un ministro telefoneaba para interesarse por su destino”.

Esta revelación confirmó que la anotación en la agenda de Villarejo respecto a que pretendían despacharle a Lisboa es verdadera. “Implica de forma directa al ministro del Interior en la operación”.

Otros destinos

Ante el fracaso de la operación de traslado a Lisboa, le propusieron otros destinos. Entre ellos, agregado en Naciones Unidas, Viena o un curso del FBI en Quántico (Virginia). Los rechazó todos por terminar con la investigación de la caja b y Gürtel.

Imputación de Olivera

Las palabras de Morocho habrían sido el detonante para la imputación de Olivera, quien ya había aparecido varias veces en la instrucción de esta pieza separada de la macro causa ‘Tándem’ sobre los negocios oscuros de Villarejo.

La Fiscalía Anticorrupción en un escrito del año pasado, en el que recoge audios grabados por Villarejo de dos conversaciones con Olivera, afirmaba que el ex jefe de la UDEF estaba al tanto de la ‘Operación Kitchen’ y de “su carácter manifiestamente ilícito”.

Audios

En la primera, el excomisario le dijo a Olivera que contaban con el apoyo de Martínez para hacer policía al chófer de los Bárcenas, Sergio Ríos. Este habría ejercido de espía en ‘Kitchen’. En un segundo audio, se habrían concertado para hacer una suerte de “control de daños” para el PP por la ‘Gürtel’.

“La Gürtel les podía haber, vamos, podía haberles mandado a todos a tomar por el culo si no llega a ser por éste, y eso no se puede olvidar”, comenta Villarejo sobre Olivera.

Otras conversaciones que obran en la causa apuntan a que Olivera habría colaborado con Villarejo desde 2009 ofreciendo información a Cospedal sobre los casos ‘Brugal’ y ‘Gürtel’.

Al parecer, habría llegado a un “concierto económico permanente” con el excomisario y su grupo empresarial, CENYT. “Está chupando de cojones”, se recoge en una de esas grabaciones de las reuniones del policía jubilado y sus socios.

Patrimonio y las cuentas bancarias de Olivera

A raíz de estas revelaciones, García-Castellón ordenó una serie de diligencias encaminadas a investigar el patrimonio y las cuentas bancarias de Olivera, pero hasta ahora no había querido imputarlo.

En el auto con el que imputó a Cospedal y su marido el pasado 2 de junio “por la supuesta intervención decisiva de la pareja en la captación de Ríos”, el juez ya mencionó a Olivera. “Uno de los policías a los que el entonces DAO, Eugenio Pino, encomendó, con abuso de sus funciones, que desarrollaran labores operativas para obtener del chófer información que les guiara hasta la documentación comprometedora que atesoraría Bárcenas”.

Olivera actualmente es gestor de riesgos en la Federación Española de Fútbol, sostuvo el pasado mes de mayo, ante la comisión de investigación del Congreso de los Diputados que “no tuvo ni conocimiento policial ni participación ninguna, ninguna, ninguna en lo que se denomina ‘Operación Kitchen’”, aunque sí reconoció que Villarejo le habló de ella.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

- Publicidad -

lo + leído