El Instituto Nacional de Estadística (INE) inicia el rastreo de los móviles de las principales operadoras de telefonía, donde accederán a la ubicación de millones de españoles y españolas y por el que pagará medio millón de euros y que tiene como objetivo obtener información sobre nuestros desplazamientos en las grandes ciudades, para en próximas fechas centrarse en las vacaciones.

Desactivar la ubicación en el móvil no sirve para nada, porque la información se recoge a través de las celdas de la red móvil, no de los satélites, solo serviría ponerlo en modo avión.

Movistar no ha puesto ningún servicio para que sus clientes no cedan sus datos de ubicación para este estudio.

Las marcas MásMóvil, Yoigo, PepePhone, Lebara y LlamaYa, no participan en el estudio.

Para desactivarlo en Vodafone, hay que acceder a través de la aplicación Mi Vodafone, En el apartado de ‘mi cuenta’, ‘permisos y preferencias’ y elegir la opción ‘no acepto que Vodafone ceda datos anonimizados’.

La polémica es un poco ficticia, porque todos aceptamos aplicaciones móviles, correos electrónicos y contratos de líneas telefónicas, tanto fijas como móviles, en la que cedemos nuestros datos de forma gratuita. En la otra marca de esta compañía, Lowi, se hace lo mismo a través de la aplicación ‘Mi Lowi’.

El INE está realizando un estudio a partir de datos de teléfonos móviles para incorporarlos a la información sobre movilidad

En el caso de Orange hay que enviar un correo a las oficinas centrales de la compañía con la referencia “protección de datos” o a través del correo electrónico orangeproteccion.datos@orange.com. La compañía no ha aclarado si también participarán las otras marcas del grupo como Jazztel, Simyo o Amena.

El acuerdo del Instituto Nacional de Estadística (INE) es con las tres principales operadoras, Movistar, Vodafone y Orange, para hacer un seguimiento de los movimientos de los españoles durante cuatro días laborables, un domingo y tres días de vacaciones, en total ocho días.

El INE abonará 163.615,86 euros a Telefónica por el servicio de elaboración de información agregada y «anonimizada» sobre movilidad de la población a partir de datos de posicionamiento de teléfonos móviles de sus clientes. A Vodafone 150.000 euros y Orange 185.000 euros.

Los días en los que se realizará la captación de los metadatos, será del 18 al 21 de noviembre, todos en días laborables. La posición que intentará estudiar el Instituto Nacional de Estadística es la posición de los móviles en áreas de 15.000 habitantes de media.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha querido aclarar en una nota, que está realizando un estudio a partir de datos de teléfonos móviles para incorporarlos a la información sobre movilidad que ofrece tradicionalmente en los Censos de Población y Viviendas.

“La metodología del estudio divide el territorio nacional en unas 3.200 celdas, cada una de ellas con al menos 5.000 residentes. Para cada celda, el INE recibirá información de los tres principales operadores de telefonía móvil de España, sobre cuantos terminales se encuentran en dicha celda, en varios momentos del día. Esta información se limitará a un recuento de terminales que será proporcionada al INE en forma de tablas agregadas de resultados”, señala el organismo.

Durante la campaña “se tomará la posición de los móviles entre las doce de la noche y las seis de la mañana para establecer el lugar de residencia. Y entre las nueve de la mañana y las seis de la tarde se examinarán los flujos de personas, entre qué celdas de la red móvil se trasladan para trabajar o estudiar. Para “calificarlo de destino cotidiano el INE considera que el móvil tendrá que estar presente en la misma localización al menos cuatro horas en dos de los cuatro días”.

El INE también ha aclarado que “los operadores no facilitarán datos individuales sobre números de teléfono, ni sobre los titulares de las líneas, por lo que en ningún caso el INE podrá rastrear la posición de ningún terminal. El INE quiere recalcar “que se trata de una estadística sometida, como todas las que elabora, a la Ley de la Función Estadística Pública, que garantiza el secreto estadístico y que cumple con todos los requerimientos de la Ley de Protección de Datos”, finaliza la nota.

La segunda fase, se iniciará, el domingo 24 de noviembre; 5 de diciembre; y dos días de verano, 20 de julio y 15 de agosto, también festivo. Este acceso a los datos anonimizados ha estado cuestionado por diferentes organismo y organizaciones de consumidores, que consideran que vulneran nuestra intimidad. En todo caso, las compañías aclaran que la cesión de los datos “no vulnera la legislación vigente, ya que están altamente agregados (resumidos)” y no identifican a ningún usuario,

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro + 4 =