Sandro Marín y agentes de la Guardia Civil, este martes en los registros de la fábrica de Magrudis. Foto: La Sexta.

Mario Marín Ponce, hermano del administrador único de Magrudis, la empresa causante del mayor brote de listeriosis registrado en España, tampoco tiene dada de alta la también empresa cárnica Elaborados Cárnicos Mario S.L.U., que regenta también como administrador único desde octubre de 2017 en la nave contigua a la de su hermano y su padre, José Antonio Marín Ponce, supuesto gerente de Magrudis, en el polígono industrial El Pino de Sevilla, locales registrados este martes por agentes de la Unidad Central Operativa de Medio Ambiente (Ucoma) de la Guardia Civil en presencia de la jueza instructora del caso, Pilar Ordóñez, que probablemente este jueves tomará declaración tanto al padre como los tres hijos vinculados a Magrudis, imputados por presuntos delitos contra la salud pública, lesiones, aborto y homicidio en diversos grados de responsabilidad cada uno de ellos.

Elaborados Cárnicos Mario no tiene registrado ningún trabajador aunque en Infojobs aparece que cuentan con ocho

Este martes por la noche fueron puestos en libertad tanto la cuñada de José Antonio Marín Ponce como del supuesto comercial tras prestar declaración ante la Guardia Civil. A partir de ahora quedan también a la espera de ser llamados a declarar por la instructora de este caso, que dio un vuelco el pasado 9 de septiembre, cuando el laboratorio Microal puso en conocimiento de la jueza que una muestra de carne de Magrudis había dado positivo en listeria el pasado febrero y pese a todo sus responsables siguieron comercializando sus productos sin alertas a las autoridades sanitarias.

Esta enésima infracción sanitaria y administrativa de las empresas regentadas por los ahora detenidos en la Comandancia de la Guardia Civil de Montequinto, en Dos Hermanas (Sevilla), antes de pasar a disposición judicial este jueves, compromete seriamente el control sanitario que tanto el Ayuntamiento de Sevilla como la Consejería de Salud ejercen sobre este tipo de establecimientos de elaboración de productos alimentarios.

La asociación de Consumidores Facua ha adelantado que Elaborados Cárnicos Mario S.L.U. se constituyó en octubre de 2017 con un capital social de 3.100 euros y su objeto social es “la intermediación del comercio de productos alimenticios, bebidas y tabaco” como “industria y elaboración de productos cárnicos”. Facua ha comprobado que la empresa de Mario Marín no está dada de alta en el Registro General Sanitario de Empresas Alimentarias y Alimentos, pese a la obligación que tiene de dedicarse a cualquiera de sus dos objetos sociales, ya sea la distribución o la elaboración de alimentos. Tampoco consta ningún inmueble a nombre de Elaborados Cárnicos Mario ni en Sevilla ni en el resto de España, en clara sintonía con los datos ya conocidos de la empresa Magrudis, que administra su hermano Sandro.

El portal Infojobs tiene registrada a la empresa Elaborados Cárnicos Mario con un total de ocho trabajadores. Las cuentas de 2017 de la empresa son las únicas depositadas en el Registro Mercantil, año que solo estuvo activa durante el último trimestre, ha informado el portavoz de Facua, Rubén Sánchez. En ellas no consta que ese año la empresa tuviera ningún trabajador ni ingreso o gasto alguno. Respecto al ejercicio de 2018, la empresa ha incumplido la obligación de depositar sus cuentas en el Registro.

Facua en el Parlamento andaluz

Por otra parte, el grupo parlamentario de Adelante Andalucía ha reclamado que la asociación Facua comparezca ante la comisión de Salud y Familias con el objetivo de informar sobre las propuestas que plantea para acometer cambios normativos que sirvan para evitar que se produzcan de nuevo casos como el de la crisis alimentaria por listeriosis que ha sufrido Andalucía.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

20 − cuatro =