La oferta de tratamientos milagrosos ha crecido durante la pandemia: Foto. Flickr

El departamento de Salud y el Consell de l’Audiovisual de Cataluña (CAC) acuerdan un pacto para potenciar la lucha contra la desinformación sobre aspectos relacionados con la salud, principalmente con los que tienen que ver con la COVID-19. La ola de desinformación desatada desde el comienzo de la pandemia está provocando reacciones en los organismos reguladores de los contenidos que vemos en la pantalla. En Cataluña, el CAC es el organismo que se encarga de velar que los contenidos emitidos no supongan: vulneraciones al menor así como falta de pluralismo político, religioso o social y otros aspectos que tienen que ver el incumplimiento de la normativa vigente.

Supervisar contenidos

Este pacto tiene como objetivos principales: supervisar la promoción de los servicios con finalidades sanitarias; instar a las plataformas a adoptar más medidas para luchar contra la desinformación sobre la pandemia, las vacunas y los tratamientos disponibles; así como la recomendación a la ciudadanía de que sea crítica con los contenidos visionados en las plataformas audiovisuales

Prevención

Dado que, una vez que un contenido considerado falso o confuso se propaga el mal ya está hecho, se pretende dar especial importancia a la prevención. Algo que para los responsables del departamento de Salud es indispensable. “Es igual que con la salud, la prevención es la mejor herramienta contra la desinformación y actuar cuando el daño todavía no está extendido”, explicaba la consejera de Salud, Alba Vergès.

Supervisión sanitaria

A efectos prácticos, este acuerdo de cooperación supondrá que Salud y el CAC supervisarán conjuntamente las comunicaciones comerciales en radio, televisión, plataformas de canales de televisión bajo demanda, plataformas de intercambio de vídeos y en las redes sociales. Con especial atención sobre los medicamentos, productos sanitarios, cosméticos, complementos alimenticios, alimentos funcionales y actividades o servicios con una pretendida finalidad sanitaria. Salud asesorará al CAC sobre qué contenidos pueden ser peligrosos y el CAC a su vez informará a Salud cuando estos sean detectados en algún tipo de emisión.

“La prevención es la mejor herramienta”

Terapias alternativas

La supuesta libertad que ofrece internet se está convirtiendo en el territorio ideal para que la pseudociencia, los remedios milagrosos y los charlatanes promocionen sin escrúpulos sus métodos, en muchos casos, peligrosos o inútiles desde el punto de vista sanitario. Pero también existe un ámbito alternativo que ayuda a muchas personas y que acoge con intranquilidad esta medida. “Si no tienen  las terapias reguladas dudo que decidan  incluirlas como un posible tratamiento y esta alianza entre Salud y el CAC puede no beneficiarnos”, explica Alex Badrena, director del Centro de Formación de Medicinas Naturales ISMET. Desde el sector de las terapias alternativas vienen reclamando hace tiempo una regulación para acabar con el intrusismo y las malas praxis algo que provoca desconfianza en el ámbito sanitario. “Entre las escuelas hay mucha diferencia. Hay algunas que impartimos periodos de formación de cuatro años y otras que te ofrecen la misma titulación estudiando dos fines de semana”, afirma Alex Badrena.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre