sábado, 19junio, 2021
19.2 C
Seville

El “Debate a 5” : Todos contra todos y, sobre todo, Casado contra Rivera

Mientras la extrema derecha aprovecha “su momento”, Pablo Iglesias vuelve a rentabilizar mejor que ningún otro candidato este formato televisivo electoral

María José Pintor
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.
- Publicidad -

análisis

Los españoles «indultan» a Felipe VI

El rey Felipe celebra su séptimo aniversario en el trono de España. La efeméride coincide con una encuesta de Metroscopia sobre cómo valoran los...

Pedro Sánchez y Ana Patricia Botín: ¡Que se besen, que se besen!

Resulta absolutamente impresentable que una entidad financiera con el historial del Santander salga a rescatar la imagen de Pedro Sánchez

Esos buenos policías que defienden lo poco que nos queda ya del Estado de derecho

En Sed de mal, la mítica película de Orson Welles, hay un momento en que los policías implicados en un caso turbio hablan entre...

Si quieren que suba la natalidad en España que den trabajo y salarios dignos

Dice el Instituto Nacional de Estadística que los españoles cada vez engendramos menos. La natalidad ha descendido un 30 por ciento en los últimos...
- Publicidad-

Se encienden los focos, dejan trabajar a los fotógrafos y llega el momento del todos contra todos. Negociado al milímetro por los equipos de los candidatos el “Debate a 5”, tras las fotos de rigor, y con decenas de medios como testigos, incluido Diario16, da comienzo un debate histórico en un formato televisivo que comenzó en 1960 en EEUU con Kennedy-Nixon. El azar quiso que el orden de los candidatos, ya desde el plató de la madrileña casa de Cristal, de izquierda a derecha sea el de Pablo Casado (PP), Pedro Sánchez (PSOE), Santiago Abascal (Vox), Pablo Iglesias (Unidas Podemos) y Albert Rivera (Ciudadanos).

Todos ellos tratan de controlar los nervios, pero a quien menos se les nota a Pablo Iglesias y a Santiago Abascal. Quizás a Albert Rivera al que más. Pedro Sánchez trata de controlar la situación, con eso de que es el presidente en funciones, a pesar de recibir golpes a diestro y siniestro. El formato, eso sí, le permite salir vivo. Todos contra todos es la frase que mejor define este Debate que organiza la Academia de Televisión en el Palacio de Cristal de la Casa de Campo.

El voto útil es la baza que juegan a la par Pedro Sánchez y Pedro Casado. Saben que ante la duda, dan seguridad al electorado de toda la vida. Eso explica ese acuerdo -que aunque ambos partidos niegan- todos les acusan de tener para que si gana el PSOE, el PP se abstenga y viceversa.

Preguntas incómodas

Un Debate organizado por la Academia de las Artes y las Ciencias de la Televisión, que presentan Ana Blanco y Vicente Valdés, con un atril más: el del líder de Vox. Esta vez los periodistas preguntan y con planteamientos incómodos.

Más diferencias y distancia, al menos ante las cámaras, entre Casado y Rivera. De hecho, el líder del PP le ha recordado al de Ciudadanos que “no se equivoque de adversario”. El cuerpo a cuerpo ha descolocado al del PP. Más de un rifirrafe con mucho nervio. Deja mal a los dos. Enfocan la sonrisa de Pedro Sánchez ante el cuerpo a cuerpo de la derecha. Santiago Abascal, hábil, marca las distancias con PP y Cs.

Iglesia a Abascal: “Usted no me da lecciones de ser español”

Los efectos ante la cámara que buscaba Rivera con medio adoquín en su mano, como símbolo de la violencia en Cataluña, o unas listas que llegan al suelo para demostrar que el PP y el PSOE son a la par los responsables de estos 40 años de que el nacionalismo en Cataluña haya llegado hasta aquí, sólo le ha servido para dar una imagen antigua y el efecto contrario que pretendía.

Como decían algunos testigos del Debate: “pensé que el adoquín se lo tiraba a Sánchez a la cabeza”. Pero no, se controló Rivera.

Bloqueo político

El sorteo y la suerte han querido que Pablo Iglesias abriera el debate y lo cierre también. En el formato que más le gusta, la ventaja ha estado de parte del de Unidas Podemos.

La primera pregunta de Valdés a Iglesias es si van a seguir exigiendo la entrada en el Gobierno para llegar a un acuerdo de investidura. Hábil con la palabra, Iglesias tiene palabras para la labor invisible de muchos profesionales en este debate y habla específicamente de las señoras de la limpieza. Pero responde: “Estamos cinco partidos porque en España se acabó el bipartidismo. No va a haber mayoría absolutas. Si las tres derechas suman habrá coalición de derechas, pero los votantes de izquierdas quieren que gobernemos juntos”, le dice a Pedro Sánchez.

Por su parte, Rivera ante la pregunta, ¿por qué ahora sí y antes no? habla del fracaso del PSOE en formar gobierno. Recuerda que los protagonistas son los ciudadanos. “Nos piden que nos pongamos de acuerdo en lo que nos une. Quieren que estemos a su lado para cumplir sus sueños y que duerman tranquilos”.

Rivera en un mes se compromete “a poner este país en marcha”. Pero si estoy en la oposición también voy a desbloquear el país desde la oposición.

Cohesión social

Intensidad en la primera parte del debate. Sánchez, Casado, Rivera y Abascal hablando sólo de Cataluña hasta que ha intervenido Iglesias para recordar que “me llama la atención que solo hablan de Cataluña. Pero hay gente que nos ve del mundo rural, saben lo que es no tener carreteras, ni centros de salud ni acceso a los servicios públicos. Eso es un problema de cohesión territorial. Cuando sólo se habla de Cataluña faltamos el respeto a millones de españoles de los que nunca se habla”.

Un guiño de Iglesias a la España vaciada, que probablemente le dé pocos rendimientos, porque el campo, la zona rural, suele votar al PP.

A propósito de Cataluña, todos menos el de Podemos compiten a ver quién tiene la medida más dura. Así Pablo Iglesias insiste que la situación en Cataluña “sólo se resuelve con diálogo, sentido común y mano izquierda.” Y recuerda a Adolfo Suaréz, que se sentó con Tarradellas y reconoció un encaje territorial.

Ahí el de Ciudadanos le recuerda que Tarradellas era un demócrata “Torra no lo es”.

Quiso el del PP liar a Sánchez sobre qué es España y la nación de las naciones. Incluso recordó Pablo Casado el debate de las primarias del PSOE con la pregunta de Patxi López que desencajó al hoy presidente en funciones. Sánchez no ha caído en la trampa. No pierde los nervios. Es, probablemente, el talante más frío de los cinco, y eso ayuda en estos formatos. Sólo le falta empatía.

Capote

Pablo Iglesias ha tratado de echar algún capote a Pedro Sánchez, que el presidente en funciones ha rechazado. No le conviene tanto acercamiento.

Abascal, por su parte, con respecto al día después de las elecciones, ha dejado claro los que va hacer si gana elecciones: Detener a Torra, pero esposado y todo.

El de la ultraderecha entiende que ya todos los partidos, menos Vox, han mostrado su voluntad de llegar a acuerdos entre ellos y con el PSOE. “Pactan” -dice Abascal- “porque comparten las mismas políticas migratorias, de violencia de género, del despilfarro político y de políticas fiscales”. Y así explicó la visión patriótica de Vox.

Rivera quiere liar a Abascal, pero éste no se deja mucho. El de Podemos recuerda cómo discute la derecha, “pero luego llega a pactos, a ver si aprendemos”. El presidente en funciones, ni mú.

Pedro Sánchez, si gana las elecciones, se compromete a romper el bloqueo, que es, a su juicio, el principal problema político que vive España. Según explica, “dirán que es vivienda, la transición ecológica y la violencia machista, pero sin gobierno nada podremos hacer”.

Pide Sánchez que, si no hay consenso, se respete gobernar a la lista más votada. Quiere acabar con la inestabilidad y seguir en Moncloa. El resto como si no fuera con ellos.

Palabras para la Princesa de Asturias

Pablo Casado, por su parte, lamenta las acciones violentas en Cataluña contra la princesa de Asturias y el último caso de violencia de género. Pero poco convincente su puesta en escena.

Vuelve a recordar el del PP a Torra, Otegui y Junqueras, cuyos partidos “permitieron echar a Rajoy y apoyaron a Pedro Sánchez”. Por eso recuerda a los ciudadanos que “hoy tenemos un referéndum sobre Pedro Sánchez”. Y recuerda que al presidente en funciones “le viene bien que voten a Vox porque le da réditos a Pedro Sánchez”.

Plato fuerte

El primer bloque temático, el de la cohesión de España, ha sido un plato fuerte del debate. Ahí Pablo Casado habla sobre no contestar al teléfono al president de la Generalitat.

Sánchez, por su parte, explica tranquilo que la crisis de Cataluña es de convivencia y aboga por aumentar los espacios de diálogo y no de confrontación. Si gobierno pondremos tres medidas: concordia desde la educación con una nueva asignatura sobre valores civiles, modificar la ley general audiviosivual para acabar con el uso sectario como en Cataluña TVE, e incorporar en el código penal la celebración de referéndum.

Vuelven a enzarzarse Pablo Casado y Albert Rivera por la corrupción. Que el del PP dice que no le de lecciones el del partido naranja. Hablan a la vez y se enfadan, sobre todo Casado. Y el otro le recuerda, erre que erre, la Gürtel y la corrupción del bipartidismo. Y Sánchez consigue salir vivo en este área.

Habrá un ministerio contra la despoblación si gobierna el PSOE para la lucha contra la despoblación. Ahí le da fuerte Pablo Casado, que más ministerios sólo son más gastos. Dice algo como que “para no perder nuestros trabajos tendrá Sánchez que perder su empleo”.

Ha tenido cuidado Pablo Iglesias en no machacar a Pedro Sánchez. Críticas moderadas y muchas muestras de acercamiento. Pero el inquilino de Moncloa se hace el duro.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

7 Comentarios

  1. Rivera, en caída libre. Casado entra al trapo como un Mihura. Sánchez espera que nadie se presente, a ver si asi saca mayoría. Abascal, la ley al oeste del Pecos. Iglesias, rema y rema a ver si tacita a tacita…

  2. Le faltaría decir a Pedro Sanchez decir: llevo ante los TRIBUNALES AL MINISTERIO DE ECOMOMIA DEL PP POR LA TRAMA FINANCIERA DEL BANCO POPULAR. Pero ésto sólo es una ilusion.
    305.000 familias robadas.

    • Este es otro hijo puta ladrón colaborador y consentidor -¿este pollo no estaba en el consejo de administración de caja madrid cuando las tarjetas black? ¿le enchufo su papaito en dicha entidad?

  3. Por primera ve en un debate se ha hablado, gracias a Iglesias, de los despidos de la ropa militar a los 45 años. Gracias!

  4. ¿Fray Pablo, el ganador del debate? Lo dudo mucho. Ya veremos los resultados de su partido en las urnas.

  5. Que foto, la leche.
    de izquierda a derecha:
    con las patoorras para afuera y los bajos del pantalón sin arreglar., si personalidad alguna.
    con pinta de falso santón, alto como un cipres.
    con pinta de gañán, parece que se va ha comer a alguien.
    con pinta de desarrapado, a quien representa este ricachón falso.
    con pinta de pensador griego, y los bajos del pantalón sin arreglar.
    Por último, en EE.UU. los debates empiezan a la 19-19:30 horas, ya que al día siguiente hay que trabajar.
    Aquí da igual, ya que la borregada van hacer que hacen al día siguiente.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Desmemoria ahistórica

Vengo quejándome desde hace tiempo de la facilidad con que los periodistas hoy sentencian (me gusta recordar que yo no lo soy), eso sí:...

El duque de Baviera reconoce públicamente su homosexualidad

Por primera vez un miembro de la realeza europea –aunque no reinante en un Estado actual– ha reconocido públicamente su homosexualidad. El duque Francisco...

Infidelidad matrimonial

Muchos se rasgan las vestiduras, cuando lo ven escrito, se avergüenzan de que un cura párroco de Nuestra Señora de las Nieves (Telde, Gran...

El conjuro de ser mujer: la bendición, la rebelión, la ¿maldición? y la magia de saberse escritora

Dije una vez que escribir es una maldición. No me acuerdo exactamente por qué lo dije, y con sinceridad. Hoy lo repito: es una...
- Publicidad -

lo + leído

Desmemoria ahistórica

Vengo quejándome desde hace tiempo de la facilidad con que los periodistas hoy sentencian (me gusta recordar que yo no lo soy), eso sí:...

El duque de Baviera reconoce públicamente su homosexualidad

Por primera vez un miembro de la realeza europea –aunque no reinante en un Estado actual– ha reconocido públicamente su homosexualidad. El duque Francisco...

Infidelidad matrimonial

Muchos se rasgan las vestiduras, cuando lo ven escrito, se avergüenzan de que un cura párroco de Nuestra Señora de las Nieves (Telde, Gran...

El conjuro de ser mujer: la bendición, la rebelión, la ¿maldición? y la magia de saberse escritora

Dije una vez que escribir es una maldición. No me acuerdo exactamente por qué lo dije, y con sinceridad. Hoy lo repito: es una...