El Congreso de los Diputados votará esta semana sobre la iniciativa presentada por Unidas Podemos para que el Gobierno obligue a preguntar sobre la Monarquía, el Rey y los miembros de la familia real al Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS). Hasta ahora el organismo dirigido por José Félix Tezanos se ha negado a incluir preguntas específicas ya que no es un tema que los españoles citen en los diferentes barómetros mensuales como un problema para el país. Además, el CIS afirma que cuando se hizo una pregunta sobre la reforma constitucional, las respuestas no hicieron mención a la Jefatura del Estado.

La propuesta no de ley (PNL) presentada por Unidas Podemos indica que la última vez que el CIS preguntó sobre la Monarquía fue en abril de 2015, apenas un año después de la abdicación de Juan Carlos I y la proclamación de Felipe VI como Jefe de Estado. En aquellos momentos, sin que se hubieran descubierto los escándalos financieros del rey emérito, la nota apenas superó el 4, lo que indica que casi un 60% de la ciudadanía ya suspendía a la institución impuesta por Franco.

Del mismo modo que se hace con los partidos y los líderes políticos, la Monarquía está expuesta a la valoración de la ciudadanía y el único sistema para conseguir hacer pública lo que opinan los españoles y españolas respecto a quien ocupa la Jefatura del Estado es a través de las encuestas del CIS, ya que, de momento, los partidos del bloque de la Transición bloquean cualquier iniciativa para que el pueblo decida a través de un referéndum sobre el modelo de Estado, alegando que hacerlo significaría romper el pacto constitucional, algo que, en realidad, no es más que un eufemismo para ocultar el colaboracionismo con la institución que Franco decidió que le sucediera.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre