viernes, 27mayo, 2022
34.3 C
Seville

El Ateneo de Madrid importa

Miguel Pastrana
Secretario de la Junta de Gobierno del Ateneo (2008-2017) Candidato a Presidente en 2021
- Publicidad -

análisis

La revisión de los indultos y los errores del Tribunal Supremo

El foco mediático vuelve a sobrevolar el emblemático edificio del Tribunal Supremo. Lo hace después de que este martes la Sala Tercera anunciara que...

Javier Hurtado, el propagandista de Putin del PP

La derecha española va camino de convertirse en la Familia Adams. La fauna de estrafalarios o siniestros personajes que se han ido sumando a...

Putin planea matarnos de hambre y de frío

Primero cierra el grifo del gas, después corta el suministro de trigo y maíz. Putin planea exterminarnos de frío y de hambre. El dirigente...

El Repaso del 26 de mayo, jueves: Foro de Davos, precio del gas, matanza en Texas y cinismo de Biden

En El Repaso analizamos las principales noticias de actualidad. Puedes escucharlo en formato podcast Puedes verlo en vídeo a continuación (aceptando las cookies) Y puedes recuperar...
- Publicidad -
- Publicidad-

Son tiempos, ciertamente, terribles. Tengo en la cabeza aquel magistral aforismo de Rafael Sánchez Ferlosio: «Vendrán más años malos y nos harán más ciegos. Vendrán más años ciegos y nos harán más malos». Recordar palabras así -la utilidad, ¡siempre!, de la filosofía, de la literatura, de la poesía…-, logran darle un sentido a cuestiones que voy a exponer. Pues como bien nos señalaba D. Carlos París, justamente en estos períodos, es cuando aún más necesarios resultan espacios como el Ateneo.

Transcribo algo que está puesto en el Reglamento de la asociación Ateneo Científico, Literario y Artístico de Madrid (el Reglamento es la Constitución de la entidad). Dice: «Este Reglamento reconoce y ampara el derecho de todo socio para profesar o emitir cualquier suerte de ideas políticas, religiosas o sociales, por radicales que sean u opuestas a las profesadas por los demás. En este respecto, se considera nula toda resolución asocial que pueda implicar coacción o restricción de esta plena libertad reconocida».

¿Quién instituyó tamaña osadía? ¿Fueron subversivos antisistema? Pues resulta que lo hicieron personas tan formales como, entre otras, D. Antonio Cánovas del Castillo y D. Manuel Azaña. En 2009 fue elegido Presidente de la Junta de Gobierno D. Carlos París. En 2010 formamos con él (yo había sido electo Secretario de la Junta en 2008) el grupo electoral llamado «Convergencia para la Estabilidad Democrática del Ateneo». El gran filósofo español y vasco falleció en enero de 2014. Pero hasta mayo de 2015, la Dirección del Ateneo fue de Convergencia. Luego vinieron las Direcciones de D. Enrique Tierno Pérez-Relaño (2015-2016, grupo electoral «Tierno Galván»), D. César Navarro (2016-2019, grupo «Unidad Ateneística»), D. Juan Armindo (2019-2021, grupo «Red Ateneísta») y D. Luis Arroyo (2021-actualidad, grupo «Grupo 1820»). Pero aunque «Convergencia» perdió la Dirección del Ateneo a mediados de 2015, desde 2010 no ha dejado de tener en ningún momento, ininterrumpidamente, representación, tanto en la Junta de Gobierno, como en las Secciones temáticas. Ningún otro grupo electoral -y todo grupo electoral del Ateneo, lo es social-, ha sido capaz de ello. 

El 5 de junio de 2021, apenas una semana después de las elecciones a la Presidencia del la Junta de Gobierno, que ganaron D. Luis Arroyo y su «Grupo 1820» (yo quedé segundo con «Convergencia» más Independientes. A cien votos quedaron D. Juan Armindo y «Red Ateneísta». Más atrás, los grupos electorales encabezados por Dña. María Teresa Pedraza y Dña. Acacia Uceta Domínguez); en la Junta General de la asociación, propuse desde el atril una alianza en defensa del Reglamento –palabras literales que se recogieron en el Acta-, a los otros tres grupos que, además de «Convergencia», habían competido con al «Grupo 1820». Una alianza frente a su intento de cambiar el Reglamento histórico y democrático del Ateneo de Madrid. 

En las elecciones de Secciones -equivalen a autonómicas-, dicha alianza, la cual mantuvo y respetó el nombre de cada grupo electoral dentro de ella, derrotó al «Grupo 1820». Pero el Gobierno central sigue siendo en su mayoría -se elige por listas abiertas-, del «Grupo 1820». Refiero algunas medidas implementadas así y con las cuales «Convergencia» no estamos de acuerdo: aumento apreciable de la cuota que se cobra a socios/as, venta de un terreno propiedad del Ateneo, eliminación del «Boletín del Actos del Mes» el cual se imprimía en papel y se enviaba por correo a socios/as quienes lo preferían así, o lo necesitaban. Contratación de un Gerente del Ateneo y por un elevado sueldo. Contrataciones, en general, de empresas para servicios que siempre había realizado el propio Ateneo. Una nueva página Web terrible, no por nueva, mas porque borra la Memoria de Actividades de muchos años del Ateneo.Un sistema de Programación de actos, donde hasta el último segundo, las Secciones o Agrupaciones no saben si pueden hacer o no su acto. Problemas en el uso de la Biblioteca. Añado, lo muy negativo de seguir cerrados losemblemáticos espacios sociales; de convivencia ateneísta, de las salas de La Cacharrería y la Galería de Retratos. 

No me gusta hablar por hablar. No suelo hacer pronósticosen vano. No fui elegido cinco veces consecutivas Secretario de la Junta de Gobierno del Ateneo por no saber las cosas… Hace seis meses, aquí mismo (https://diario16.com/ateneo-de-madrid-luchamos-y-venceremos/), ya vaticiné que el «Grupo 1820» perdería las elecciones de Secciones. Y las perdió.

Hoy aventuro dos cosas más: si el «Grupo 1820» no cambia su gestión -gran aumento de gastos fijos, no correspondidos con ingresos de la misma naturaleza-, el Ateneo irá, antes o después, a un default. Otra: los y las arribistas sin escrúpulos sumados al Grupo, van a ser su perdición. Lo han sido en octubre, lo son ahora más, e irá in crescendo, hasta colapsarlo. Entonces, esos/as arribistas, pasarán a oto cuerpo, a otro grupo, tal hacen siempre. A «Convergencia» no será ya, pues sabemos… 

Me consta que el Sr. Arroyo lee estos artículos. Hace bien. Y mejor haría si rectificase varias de sus iniciativas y varios de sus conceptos sobre el Ateneo. Creo de veras que le iría mejor. Yo se lo he solicitado ya varias veces, públicamente. Sobre todo, debería corregir su pretensión absurda, sin sentido, de quitar el Reglamento histórico del Ateneo de Madrid. Y digo «quitar», pues lo profundo del cambio que intenta supone, de facto, otro Reglamento. Menos democrático, menos participativo, menos social.

Sigo sin entender, la verdad, por qué alguien quien se ubica en el progresismo, está tan empeñado en quitar una Constitución como hay pocas, o ninguna, tan progresista en España. No me cabe en cabeza. Duplicar años de mandato, quitar Juntas Generales y sus competencias, quitar la garantía personal al voto, querer facilitar la expulsión de socios/as… todo eso, a mí, no me resulta progresista. Y no creo, sinceramente, que yo lo sea menos que él. Como tampoco lo era menos D. Carlos París, quien nunca procuró eso para el Ateneo, nunca. Puedo decirlo con noción de causa… 

Los apoyos que D. Luis Arroyo tiene en el grupo mediático-empresarial PRISA, que le fueron importantes para ganarme, democráticamente, las elecciones de mayo de 2021, no justifican sin embargo -si es eso-, que se quiera acabar con el Ateneo de Madrid como asociación independiente. Ahí es, en mi opinión y aunque él no la comparta, adonde conduciría la reforma del Reglamento, de la Constitución del Ateneo, que actualmente intenta. Y que, por lo demás, no va a conseguir. Él ya lo sabe, pero no lo admite. No lo va a conseguir, porque le derrotamos en las Secciones. Porque necesita 2/3 de votos sociales. Y porque, pese a tampoco admitirlo, sus arribistas ya le están traicionando. ¿Pero qué esperaba? La experiencia es un grado y él, en el Ateneo, no la tiene.

Unos muy pocos socios ateneístas, amigos, y a quienes sí tengo yo por, aproximadamente, neutrales (a ellos, sí. Pero no a otras personas quienes se decían, y luego, en Secciones, se uncieron al carro del «Grupo 1820», pensando que obtendrían beneficio y luego no solamente no fue, sino que hicieron perder al Grupo); me dicen: «Un gran acuerdo, institucional entre vosotros/as, «Convergencia» y el «Grupo 1820», sería lo mejor para el Ateneo. Su fuerza y la vuestra, sumadas, garantizarían eso como nunca antes». Y sé, conste, que esto se me dice con buen propósito. Explico, sin embargo: el «Grupo 1820», desde que entró en el Ateneo a principios de 2020, fue hablando con todos los otros grupos ya existentes. Empezó por «Red Ateneísta», lo cual tiene lógica, pues dicho grupo -su entonces mayoría-, era la Dirección del Ateneo en ese momento. Con «Convergencia» se comenzó a hablar a fines de año. En los primeros meses de 2021, fiel a mi costumbre -lo hago desde 2007-, de escribir a ateneístas sobre cuestiones relevantes, informé que no había sido posible el acuerdo Convergencia-Grupo 1820. Y como entonces dije, no fue cuestión de puestos. Fue de Programa, como luego se ha ido evidenciando. Por consiguiente, debo responder a quienes invitan a ese gran acuerdo, que nada a favor ha cambiado desde entonces, lo siento. Ya me gustaría a mí que el Sr. Arroyo entendiese que su camino actual es malo. Pero no lo entiende o no lo admite. Además, me temo que D. Luis Arroyo ha demostrado mayor interés en «comprar» pequeñas voluntades, que en alcanzar grandes acuerdos. Le es más fácil, supongo. Pero el camino de lo fácil, en estos asuntos, ya digo, acaba siendo siempre un mal camino.

Luego, se me dice también: «Pero tú no debes ir con quienes vas; «Convergencia» no debéis ir con personas que os odian de muchos años; que buscan destruiros como grupo a la mínima ocasión». También contesto a ello: «Convergencia» y yo iremos en alianza con quienes haga falta, con quienes sea preciso, para mantener el Ateneo social, histórico, independiente… con el mismísimo Belcebú, si fuese menester, para que siga existiendo ese Ateneo el cual llevamos defendiendo incansablemente desde 2010. Invito a constatar documentalmente, en las pruebas, que Convergencia para la Estabilidad Democrática del Ateneo es el único grupo de los que existen, que nunca, en ningún momento, ha planteado lo de contratar gerentes, cambiar el sistema de votación, alargar mandatos, quitar Juntas Generales… Si se pudiesen mirar los Programas Electorales de todos los grupos en estos años, que antes estaban en la Web del Ateneo y ahora ya no, se vería esto. La institución los conserva en todo caso y yo también los conservo. Digo entonces: si es necesario para mantener al Ateneo de Madrid histórico, independiente, democrático…; al Ateneo como asociación, nos aliaremos con quien sea preciso. Me da igual si se apellida Lucifer, Armindo, o Arroyo. Una excepción hago y ya la he dicho. La repito: esa pléyade de oportunistas sin escrúpulos quienes van saltando de grupo en grupo. Todo el Ateneo de Madrid conoce ya muy bien… Yo, con esas personas, no iré bajo ningún concepto. Me da igual que hagan el pino o el arco, y se digan «progresistas» y se digan «europeos». O que echen el Tarot «profesionalmente». Me da igual. Esas personas, actualmente pasadas al «Grupo 1820», son la verdadera causa de la degradación del Ateneo. Aquí es cuando hay quien me comenta: «pareces estimar a Luis Arroyo». Yo digo: más que a esos -y a esas- ventajistas sin ética ninguna, sí, desde luego. Al menos él cree en algo. Estas otras personas, en nada, más que en su hipócrita interés. Ya lo probará el Sr. Arroyo, si no lo está probando ya. Le van a arruinar. Pero él lo compró…

En otro orden de cosas, entiendo y asumo que hay inquietud, en algunos socios/as opuestos al «Grupo 1820», a menos de dos meses de unas Elecciones a Junta de Gobierno del Ateneo las cuales, aunque no deciden la Presidencia (eso será en mayo de 2023, si no se cambia el Reglamentoen otro sentido, y no se cambiará), sí eligen cinco puestos de dicha Junta. Muy importante. Parece temerse, por algunas personas -y yo lo respeto-, que dentro de una posible candidatura de alianza, hagamos valer»Convergencia» el hecho -el cual por otra parte es un hecho objetivo; matemático-, de que con nuestras propias alianzas, tuvimos, en las más recientes elecciones a Junta de Gobierno, más voto que las otras tres candidaturas (Sr. Armindo, Sra. Pedraza y Sra. Uceta Domínguez), sumadas. Es un hecho irrebatible y un hecho social. Quiero decir: que decidieron democráticamente los socios y las socias del Ateneo. No obstante, en aras de una candidatura unida, anuncio públicamente que «Convergencia» no pediremos una mayoría de puestos, aunque nos correspondan en razón. Como quien encabezó la segunda candidatura más votada en las últimas elecciones a Junta de Gobierno del Ateneo, sólo por detrás de L. Arroyo y su «Grupo 1820», trasladaré muy pronto una propuesta a los otros tres grupos e independientes incluidos (por supuesto). Será, puedo adelantarlo, una propuesta amplia, de largo alcance, y la cual -lo creo sinceramente-, gustará a todo aquel, a toda aquella, quien crea en el modelo social, histórico, reglamentario… del Ateneo.

Lo que tampoco, entiéndaseme, puedo hacer, es que la fuerza social de Convergencia para la Estabilidad Democrática del Ateneo, sea orillada, despreciada. Justamente, porque dicha fuerza emana de muchos socios y de muchas socias ateneístas a quienes nos debemos. Por tanto, en el nombre de la candidatura, garantizo ya que estará «Convergencia», combinado con cuantos otros nombres se estime. Sabemos hacerlo porque ya lo hemos hecho. Y, siempre, con buen resultado.  

Soy muy consciente de que no volveremos a 2010, pues D. Carlos Parías falleció. Pero tampoco volveremos a la situación inmediatamente anterior a mayo de 2021, con un Ateneo de Madrid, como sociedad, en profunda crisis moral, de confianza, de ejemplaridad…, la cual supo aprovechar el Sr. Arroyo. Hoy afirmo, con una convicción inabatible, que saldremos fortalecidos del momento presente. A quien me dice: «Tú no eres Carlos París», le digo: «Ciertísimo. Pero sigo leal a su idea de Ateneo». Como  muchos socios y muchas socias. Junto a leales veteranos y veteranas de 2010. Esa continuidad en quienes, aun no habiendo vivido algo, saben lo que significa, y se identifican con ello, aplicado al tiempo presente; actualizado (pero no traicionado); eso, digo, sucediendo por una buena causa, representa, a mi entender, lo más esperanzador de la especie humana, tantas veces cercada por la sombra y el batir de la sangre.

¿Es importante pues el Ateneo? Pienso que sí. Cuando todo parece hundirse, extraviada la cordura, perdida la templanza y ofuscada la razón, un espacio como históricamente ha sido el Ateneo Científico, Literario y Artístico de Madrid, creo que importa. Llamo pues a defenderlo por todos los medios democráticos al alcance. El primero y mejor, quien pueda, haciéndose socio, haciéndose socia. Muchas gracias y ánimo siempre, a pesar de los pesares.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -

últimos artículos

La salud y la higiene menstrual siguen siendo inaccesibles para millones de mujeres y niñas vulnerables

El miedo al estigma, la pobreza y la falta de acceso a servicios básicos como el agua o los inodoros están provocando que las...

Lo pasamos guay con el juez Castro

El miércoles 18 de mayo tuvo lugar la presentación en Palma del libro “Barrotes retorcidos”, las memorias del primer juez que consiguió sentar en...

Salta por los aires el ‘buen rollito’ que Teresa Rodríguez reclamaba a Por Andalucía para el 19-J

La entente cordial de las dos formaciones a la izquierda del PSOE en Andalucía ha saltado completamente por los aires in extremis este viernes,...

Abinader visita las nuevas obras del Proyecto de Desarrollo Turístico de Pedernales para seguir construyendo futuro

Despues de una apretada y fructífera agenda de trabajo en Suiza, el presidente Luis Abinader viaja este jueves al sur de República Dominicana para...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Soros en el Foro de Davos: «Podemos estar ante el comienzo de la Tercera Guerra Mundial y nuestra civilización puede no sobrevivir»

El multimillonario George Soros ha intervenido en el Foro de Davos para "alertar" de la importancia que tiene derrotar a Rusia de manera urgente....

José Antonio Zorrilla, embajador de España retirado, imparte una conferencia sobre la guerra en Ucrania: «Lo siento si os quito la inocencia»

José Antonio Zorrilla cuenta en su currículo con una larga experiencia en el ámbito de las relaciones internacionales. Ha sido diplomático y cónsul general...

Estados Unidos compra millones de dosis de vacunas para el «nuevo virus» de la viruela del mono

Las autoridades sanitarias de Estados Unidos acaban de firmar un acuerdo por 119 millones de dólares que se destinarán a la compra de vacunas...

El mensaje urgente de Ignacio Ramonet (Le Monde) sobre la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU y las aves de «destrucción masiva»

Ignacio Ramonet es periodista, catedrático de teoría de la comunicación y especialista en geopolítica. Actualmente es director de Le Monde Diplomatic en español. En...

El editorial del New York Times que gira el relato sobre la guerra en Ucrania: «La guerra se está complicando y EEUU no está...

El editorial con el que abrió su edición el New York Times el 19 de mayo ha supuesto una sorpresa tanto para sus lectores...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

La salud y la higiene menstrual siguen siendo inaccesibles para millones de mujeres y niñas vulnerables

El miedo al estigma, la pobreza y la falta de acceso a servicios básicos como el agua o los inodoros están provocando que las...

Lo pasamos guay con el juez Castro

El miércoles 18 de mayo tuvo lugar la presentación en Palma del libro “Barrotes retorcidos”, las memorias del primer juez que consiguió sentar en...

Salta por los aires el ‘buen rollito’ que Teresa Rodríguez reclamaba a Por Andalucía para el 19-J

La entente cordial de las dos formaciones a la izquierda del PSOE en Andalucía ha saltado completamente por los aires in extremis este viernes,...

Abinader visita las nuevas obras del Proyecto de Desarrollo Turístico de Pedernales para seguir construyendo futuro

Despues de una apretada y fructífera agenda de trabajo en Suiza, el presidente Luis Abinader viaja este jueves al sur de República Dominicana para...