Una imagen que dio la vuelta al mundo: la de decenas de personas sentadas en las escaleras de acceso del Instituto de Enseñanza Secundaria, Pau Claris de Barcelona, mientras la Policía entraba para requisar las urnas e impedir la votación del referéndum del 1 de octubre de 2017 del que hoy se cumplen 3 años.

La brutal patada voladora que un agente de la Policía Nacional asesta contra un ciudadano ha sido una de las imágenes más vistas de la brutalidad policial ejercida contra la ciudadanía. Hasta ahora, no se había podido identificar al agente responsable, pero después de tres años, tras un informe pericial donde se han procesado y analizado decenas de archivos presentadas por Iridia en su denuncia, se ha podido identificar y procesar al agente.

El juez deberá citar ahora al agente para declarar como imputado. Según indican en CCMA.CAt, son ya con este 58 los agentes de policía nacional investigados por las actuaciones desproporcionadas durante el referendum del 1 de octubre en Cataluña.

Hace un año, la Audiencia de Barcelona decidió no investigar a los votantes que acudieron a este instituto a votar, ante la denuncia presentada por un sindicato policial. En aquel momento la juez constató que los agentes no habían dado orden previa a los allí presentes para que desalojasen el lugar antes de su intervención, un hecho relevante e indispensable para el proceder de las actuaciones policiales.

El juzgado número 7 de Barcelona determinó en 2018 que las cargas analizadas habían sido «desproporcionadas y peligrosas», entre ellas, hizo análisis de las producidas en el IES Pau Claris.

En este video, de La Vanguardia, puede verse el momento exacto de la patada voladora del agente de policía

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. «La brutal patada voladora que un agente de la Policía Nacional asesta contra un ciudadano ha sido una de las imágenes más vistas de la brutalidad policial ejercida contra la ciudadanía.»

    Las protestas de los chalecos amarillos en Francia se saldaron con una decena de muertos, también las de Chile, las de Hong Kong y las de EEUU. En Turquía el intento de golpe se saldó con centenares.

    Quienes promovieron el golpe de estado desde la Generalidad, y animaron a los disturbios a poner Barcelona en llamas, a cortar autopistas trenes y aeropuertos, a acosar a la policía en en los hoteles donde se alojaban, son los responsables de lo sucedido.

    La policía actuó siguiendo ordenes judiciales y tuvo una actuación ejemplar si se la compara con otros países en similares situaciones.

    Buscaban muertos, no los tuvieron y se deben conformar con «la cuatrodedosrotos» y algunos excesos que inevitablemente se producen en situaciones de tensión. Excesos (y montajes que de todo hubo) que serán exprimidos hasta la saciedad.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre